Perrita se reúne con su dueña tras años sin verse pero de inmediato se desmaya

Las escenas de una emocionada perrita que tras años de no saber nada de su dueña por fin la vuelve a ver, están tocando miles de corazones. Sobre todo por lo que sucede después…

El amor y la fidelidad incondicional que nos muestran nuestras mascotas día a día verdaderamente no tiene precio. E independientemente del tiempo que lleven en un hogar, ellas aprenden a desarrollar fuertes vínculos afectivos con sus dueños, llegando incluso a arriesgar su propia vida por salvar la de sus humanos.

Es por eso que cuando los dueños y sus mascotas tienen que ser separados, los animalitos sufren lo indecible. No nos podemos realmente hacer una idea de lo que pasa por su mente y su corazón al ver que su humano no está más a su lado.

Pero cuando llega el momento del encuentro más esperado, su emoción es indescriptible y su felicidad puede ser tal que incluso su salud podría peligrar por la intensidad de los sentimientos que albergan en su corazón.

Es algo difícil de creer si no existiera el vídeo de lo que le pasó a la perrita de esta historia.

perrita

Rebeca Svetina es una joven que como muchos, había tenido que emigrar del lugar donde vivía para buscar una vida mejor. Así que partió para Eslovenia para trabajar allí, aunque viajaba todos los años a su hogar de Murrisville, en Estados Unidos, para visitar a su familia pero sobre todo a su amada perrita Casey, una schnauzer adorable.

Sin embargo, el año pasado fue todo diferente, ya que Rebeca estaba comprometida y se casaría en Eslovenia. Por lo que sus padres viajaron a la boda, pero lamentablemente no se pudieron llevar a la perrita; Casey pasaría un año más sin ver a Rebeca.

De modo que tras haber pasado sin ver a su dueña durante DOS largos años, Casey finalmente se reencontró con Rebeca cuando fue de visita en sus siguientes vacaciones.

Un emotivo reencuentro que nadie imaginó terminaría así

Para nosotros los humanos, dos años pueden ser llevaderos, pero para un perro que espera los minutos y los segundos para ver a sus humanos y mover la cola en señal del infinito afecto que les une, ¡dos años pueden ser una eternidad!

En el momento en que Rebecca y Casey se vieron, las lágrimas comenzaron a fluir, la perrita chilló de alegría y su madre apenas pudo controlar su emoción al ver a su consentida.

Mientras se aferraban la una a la otra, puedes sentir el amor y la gratitud entre ellas.

La emoción de Casey fue tal, que ladraba, aullaba y movía su cola  frenéticamente.

De pronto, sucede algo estremecedor. Casey se inclina hacia un lado y parece desmayarse. ¿Era por el emotivo reencuentro? ¿Estaría fuera de sí de pura alegría? A decir verdad era difícil saber lo que le sucedía, pero lo cierto es que estaba colapsada en el suelo.

Todos quedaron conmocionados con la reacción de la pobre Casey:

Las escenas no tardaron en volverse muy populares en las redes sociales, y algunos usuarios han criticado a Rebeca diciendo que la pérdida de conciencia de esta perrita puede deberse a un problema veterinario grave.

La perrita no pudo más y se desmayó

Sin embargo, ella aclaró que llevaron posteriormente a la perrita al veterinario y afortunadamente, fue una reacción momentánea producto de la fuerte emoción pero todo parece estar en orden con Casey.

Ojalá que en lo sucesivo la pequeña pueda ver a su dueña más a menudo. No sabemos si su corazón toleraría otro sufrimiento así.

Este es un impresionante testimonio del gran amor de nuestras mascotas, ¡Se merecen todo ese amor de regreso… Y mucho más!

Más noticias sobre: