Se atreve a adoptar al traumatizado cachorrito que ha sido devuelto varias veces al refugio

El acto de adoptar a un animalito no debería ser tomado tan a la ligera, pero tristemente hay personas que olvidan que eso que llevan a casa es una vida y no un adorno bonito. Aquellos que no se comprometen con el cuidado de las mascotas son los que regresan a las semanas o días para hacer una especie de “devolución”.

Enlaces patrocinados

De esto saben bien algunos peludos como Raven.

Este pitbull ha pasado gran parte de su vida entrando y saliendo una y otra vez de un refugio en California, Estados Unidos. El pobre no ha tenido suerte con sus padres, quienes al poco tiempo decidieron regresarlo.

Todo ese rechazo ha repercutido en la personalidad de Raven, quien pasó de ser un cachorro amable a un perrito con problemas de ansiedad. Volver al refugió es algo que lo traumatizó e hizo de él un perro algo agresivo.

Pero este amiguito sólo necesitaba un poco de amor.

Por fortuna aún existen personas buenas en el mundo como Collin, este joven decidió escribir una nueva historia para Raven y comprometerse a darle una oportunidad en su hogar.

“Raven ha entrado y salido tantas veces del refugio que es claro que se estresa cuando vuelve allí. Él necesitaba pasar tiempo en casa y tener otra oportunidad con una verdadera familia”, dijo el amoroso dueño.

Antes de llevarlo a casa, Collin hizo algunas visitas a Raven en el refugio para ganarse su confianza. Cuando los voluntarios consideraron que era adecuado, permitieron que el hombre llevara al perrito consigo. A partir de allí comenzó una nueva historia para este pitbull, pero también un gran trabajo de adaptación que han ido realizando juntos.

Enlaces patrocinados

Como Raven sólo confiaba en Collin, el hombre incorporó al can a todas sus actividades durante esta cuarentena. Este peludo ha encontrado en el ejercicio y el yoga una divertida forma de relajación. 

Raven ha descubierto su lado amoroso.

Collin aprovechó las actividades al aire libre para que el perrito fuese quemando energías, pero dentro de casa había un gran problema que solucionar. Este hombre tenía dos perritos más a quienes Raven debía adaptarse.

El pitbull no se imaginaba que en su nueva casa tendría hermanitos.

Se trataba de Kinda y Sasha, dos pitbull a las que Collin y su pareja decidieron mantener por unos días en la segunda planta de su casa para evitar cualquier malentendido.

Enlaces patrocinados

Este papá ha tenido que aprender a integrar a su nuevo hijo perruno.

El hombre no quería presionar a Raven, así que no fue hasta el quinto día de estar en casa que decidió presentarle a sus hermanitas. El encuentro se dio con una rejita de por medio, pero los canes pudieron olfatearse e interactuar un poco.

Las perritas veían con curiosidad al nuevo integrante de la familia.

La esposa de Collin ha estado pendiente de las perritas desde que el macho llegó a casa, así que Raven ha estrechado lazos profundos con su dueño. Poco a poco la pareja ha hecho que los tres peludos se acerquen y después de casi dos meses el ambiente en este hogar comienza a mejorar.

Según Collin, Kinda, Sasha y Raven ya han empezado a compartir y al menos se mantienen en paz por lapsos de 20 a 30 minutos.

Enlaces patrocinados

El hombre evita dejarlos solos y tiene fe de que pronto reine la paz en su familia, pues no está dispuesto a regresar al perro nuevamente al refugio. En poco tiempo, Raven se ha robado el corazón de la pareja y ellos están dispuestos a ayudarlo para salir adelante ¡Ya es parte de la familia y no lo abandonaran!

Collin es un hombre comprometido y de buen corazón, el padre ideal para Raven. Comparte esta historia de adaptación y que todos vean el compromiso y amor que requiere llevar un peludo a casa.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!