Stanley ha pasado 400 días buscando un hogar… y tododavía espera ser adoptado algún día

Este chico se llama Stanley, lo encontraron solo en un parque, muy asustado, solo y hambriento. La organización RSPCA se lo llevó rápidamente a su refugio más cercano. Normalmente ellos tardan entre uno o dos meses en conseguirle hogar a los perros callejeros, pero por alguna razón el pobre Stanley siempre era ignorado por los visitantes. El personal lo transfirió a otra sede de su organización, a ver si tenía mejor suerte allí… Pero todo continuaba igual: no lo adoptaban.

“Normalmente cuando la gente celebra una meta se trata de una ocasión feliz, pero a nosotros esta meta nos rompe el corazón porque significa que ha pasado otro día más en el que el pobre Stanley no ha encontrado un hogar para vivir“, dijo Vicky Cooper de la RSPCA.

No hay razón alguna para que Stanley siga esperando a ser adoptado, cada persona que lo conoce en el refugio se pregunta por qué estará ocurriendo esto… Quizá le toma un tiempo ser cariñoso con personas nuevas, pero una vez que decide que te quiere, te quiere mucho y de verdad. Cuando el chico siente querido por alguien lo único que hace es darle cariño y compartir con esa persona.

“Stanley adora ir de paseo y compartir tiempo de calidad con los voluntarios. Todo el mundo en el refugio está impactado con el hecho de que lo ignoren de esa forma, porque para nosotros es completamente adorable. Lo que más nos inquieta es que ni siquiera han preguntado una vez por él desde que se encuentra dentro de nuestras instalaciones“, continuó Vicky.

La RSPCA le dio protagonismo a Stanley en su página web, en su Facebook e inclusive en un programa llamado Dog Rescuers, pero aún nadie ha mostrado interés en él. La vida en el refugio ha sido difícil para él, porque se pone ansioso al pasar tanto tiempo solo… mientras más días pasan, va empeorando la situación. Todos quieren que consiga casa, porque saben que si alguien le da la oportunidad, será el mejor compañero del mundo.

Le iría mejor en un lugar en el que no haya niños u otras mascotas. Le da un poco de ansiedad la separación y necesitará entrenamiento para que le vaya bien. Su lugar ideal sería una casa tranquila, en la que tenga espacio para correr, jugar y pasar tiempo con los humanos. Todo lo que necesita es amor, y para eso necesita una familia. Ya van 400 días en los que este chico espera ser adoptado ¿te gustaría cambiarle la vida? Haz click aquí.

RSPCA

Lamentablemente, no todo el mundo puede tener un perrito en casa, y eso es comprensible. Pero todos podemos ayudar a Stanley, compartiendo su historia.

¿Te gustó?

EL VIDEO DEL DIA

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!