Su único refugio fue una roca en medio del mar lejos de su familia a la que no vio más

Cuando vemos perritos aferrados al único refugio que encontraron tras ser dejados a su suerte, se nos parte el corazón en mil pedazos.

Pero, lo cierto es que no todo es como parece, y muchas veces terminan en la desolación por causas ajenas a la voluntad de sus dueños.

Cada país vive realidades que muchas veces resulta difícil de olvidar, y debido a su impacto queda registrada en la mente y el corazón de sus habitantes como un recuerdo amargo que lograron superar.

Esta es una de esas historias que si bien sucedió hace 3 años, trascendió en el tiempo por todo lo que simbolizaba para la época.

Todo comenzó en julio del 2018, cuando la localidad de Mati en Grecia, se vio azotada por un voraz incendio forestal que dejó no solo pérdida materiales sino lamentables bajas humanas: 87 personas fallecieron y otras 170 resultaron heridas.

El pueblo costero se vio sumergido en la devastación total dejando a sus habitantes con un gran dolor.

Desde entonces, muchas historias han surgido de aquel devastador episodio; unas que superan la ficción, pero otras sin duda, son tan reales que nos recuerdan el horror que vivieron personas y animalitos de la localidad.

Lua es una adorable perrita que ha conquistado el corazón de todos tras lograr superar el terror de las llamas y encontrar refugio en uno de los lugares menos imaginables.

La familia de la perrita subió a un bote y evacuaron la zona, pero antes hicieron todo por localizarla sin éxito alguno.

La buscaron con desesperación antes de darlo todo por perdido

Tras días de búsqueda incesante, finalmente la perrita fue hallada mar adentro aferrada a una roca firme que fue el mejor refugio y consuelo para la asustadiza perrita.

Fue vista por un grupo de rescate que se ubicaba en la costa, quienes no dudaron en ir a su rescate. Solita, muy sucia y asustada, fue rescatada y trasladada a un centro clínico veterinario.

Mati, el lugar de verano para disfrutar con familiares y amigos, quedó calcinado.

Un familiar de la perrita comentó que Lua se asustó mucho con las llamas y salió corriendo sin la posibilidad de ser alcanzada por sus dueños.

Se cree que la perrita corrió con gran rapidez hacia el mar donde luego nadó todo lo que sus fuerzas le permitieron hacia la roca, para intentar protegerse del fuego. Un fotógrafo de la localidad capturó la emotiva imagen y rápidamente se hizo tendencia.

Acurrucada y llena de miedo encontró refugio y consuelo en una roca.

refugio

Los familiares buscaron desesperadamente a la perrita pero todo intento fue en vano.

No fue sino hasta que activistas y amantes de los animales compartieron las imágenes en las redes, que fue posible un reencuentro con quienes habían pensado que ya la habían perdido para siempre.

StreetDogs in Volos-Grece, el grupo responsable de unir a Lua con sus dueños, al ver que muchos llenaron de críticas a la familia por haber evacuado sin ella, quiso aclarar la verdadera situación. Y destacaron:

“¡Ella fue encontrada por su gente! ¡Su nombre es Lua! No la dejaron morir, su familia la ama. No sabían qué hacer en medio del caos.”

En el fondo del corazón, Lua jamás dejó de confiar que un día volvería a abrazar a quienes más ama

La historia de Lua se convirtió en un rayo de esperanza en aquellos días tan abrumadores. Hoy nos recuerda que incluso cuando creemos que lo hemos perdido todo y nos sentimos completamente solos, llega alguien para ser luz y brindar nuevas oportunidades.

Celebramos tan hermoso final para Lua. Ella tuvo que sufrir mucho esos días en el desamparo, pero merecía volver con los suyos.