El último perrito que quedaba en el refugio consigue un hogar y finalmente vuelve a sonreír

Mucho hemos escuchado decir que las cosas buenas tardan en llegar, pero llegan. Así le pasó a Capone, un hermoso perrito mezcla de Staffordshire Terrier de 7 años, quien esperó pacientemente en el Refugio de Animales del Condado de Ionia, en Michigan por una familia.

Carly Quinn, directora del refugio dijo que Capone fue el único perro que se quedó en el refugio, y así permaneció por mucho tiempo tras ver como cada uno de sus compañeros fueron adoptados.

«Durante bastante tiempo, Capone fue el único perro que tuvimos en el refugio».

Poco después de que Capone llegara al refugio en el 2017 fue adoptado, pero regresó un año más tarde tras haber peleado con otro perro que estaba de visita en su casa.

Sin hogar por segunda vez, Capone estaba deprimido y dejó de alimentarse.

Carly manifestó que la huelga de hambre de Capone era una señal de algo más serio. Era evidente que tenía el corazón roto y estaba aterrado de ser rechazado nuevamente.

«Perdió un poco de peso porque simplemente no tenía apetito. Fue muy difícil lograr que comiera. Tuvimos que convencerlo todos los días con golosinas y una variedad de alimentos suaves y blandos».

Cuando Capone llegó por segunda vez al refugio en el 2018 no era el mismo que se había ido un año atrás.

Se aferró tanto al personal del refugio como si realmente lo hubieran traicionado.

Es un perro que ama estar a tu lado, siempre tocándote».

Encontrar un hogar adecuado para Capone resultó una tarea difícil, el personal del refugio se preocupó de que fuera una familia sin mascotas y que le brindara estabilidad en el tiempo.

Continuamente publicaron su foto en las redes sociales, asegurándose de que estaba disponible y listo para ser adoptado para siempre.

Afortunadamente eso fue lo que sucedió, Carly no podía creer cuando revisó la página de Facebook del refugio y vio un mensaje de una pareja que preguntaba por Capone.

«Se habían enamorado de sus fotos y su historia. Cuando llegaron a nuestro refugio ese mismo día en la tarde, ya habían ido a la tienda de mascotas y le hicieron una etiqueta personalizada con su nombre e información».

Pero había una realidad que no podían evadir, después haber sido abandonado dos veces.

Capone se había vuelto muy precavido sobre a quién dejar entrar en su corazón.

Carly sabía que él no se iba a querer ir con nadie, así que contuvo el aliento mientras caminaba a su jaula.

«Mi personal y yo cruzamos los dedos para que a Capone los aceptara. Cuando entré con Capone, nos detuvimos y él miró a Jon y Ashlee por un tiempo.

Ambos se arrodillaron y Capone corrió directo a sus brazos. Fue realmente un momento muy emotivo».

Una vez que llegaron a casa, la nueva familia de Capone tomó una foto de su nueva mascota… la expresión de su cara decía más que mil palabras.

Facebook

Sammie Vincent, voluntaria del refugio manifestó en su cuenta de Facebook lo contento que estaban todos.

«Miren esa sonrisa, nosotros, el personal del refugio, lloramos de alegría por Capone».

Finalmente, el último perrito del refugio había encontrado su hogar y volvió sonreír. Nadie podía contener las lágrimas.

Es una historia que tuvo un final feliz, definitivamente valió la pena esperar, compártela con tus amigos y celebremos junto a Capone la alegría de tener un nuevo hogar.

¿Te gustó?

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!