Salvan a un perrito que luchaba por sobrevivir atrapado en alquitrán con sus hermanos fallecidos

Por desgracia no son pocos los casos de animales que quedan atrapados en alquitrán, una sustancia inflamable, pegajosa y que se endurece como una roca, y que puede ocasionarle serios problemas a animales vulnerables, como cachorros o gatitos.

Al quedar atrapados en esta sustancia viscosa los animales intentan escapar sufriendo severas lesiones.

Este perrito estuvo a punto de morir al quedar completamente pegado a una placa sólida de alquitrán

Cuando ocurre este incidente, los animales pueden morir a causa del agotamiento, la deshidratación o el hambre. Por eso, cuando un caso de este tipo es denunciado, los rescatistas tienen que actuar cuando antes.

El grupo de rescate Animal Aid Unlimited, un grupo que opera en La India, recibió una llamada por el caso de unos perritos en apuros atrapados en alquitrán. 

Fue necesario buscar a la madre, a otros cachorros y a los otros perritos con alquitrán de debajo de un montón de escombros

Cinco cachorros cayeron en alquitrán, dos de ellos lograron huir, mientras que tres quedaron completamente atrapados.

Por desgracia, de los tres perritos que estaban en mayores problemas, dos perdieron la vida. El tercero, que aún luchaba por vivir, lloraba desconsolado clamando por una ayuda que llegó en el momento preciso.

En este vídeo se aprecia cómo trabajaron los rescatistas en esta misión que requirió mucha paciencia y valentía.

Cuando encontraron al sobreviviente, ya estaba visiblemente deshidratado y muy débil. Para poder sacarlo del pozo de alquitrán solidificado donde había caído, tuvieron que retirar una gran placa de piedra.

El cachorrito y los dos hermanitos que también tenían residuos de alquitrán en su cuerpo, fueron llevados de inmediato al centro donde opera este grupo de rescate y ahí, numerosos voluntarios invirtieron horas en asear a estos chiquillos.

El trabajo de un grupo de más de cinco voluntarios hizo posible que estos perritos se salvaran

Aún atrapada en su gran placa de alquitrán, la perrita que se llevó la peor parte de la historia, fue debidamente alimentada e hidratada. Los voluntarios emplearon litros de aceite de cocina para remover la sustancia tóxica.

Al cabo de una larga jornada, los perritos estaban libres de suciedad. Recibieron un buen baño y quedaron como si nada les hubiera pasado.

Esa noche los perritos durmieron como nunca, se reunieron con su madre y con sus hermanitos y volvieron a jugar y a disfrutar de la vida como unos pequeños felices y libres de peligro.

Ahora solo queda esperar a que esta numerosa familia de perritos encuentre los hogares indicados. ¡Y que no se vuelva a repetir una experiencia tan traumática y dolorosa como esta!

Toda la familia volvió a reunirse tras el rescate

Vale la pena que la paciencia y la abnegación de este grupo de voluntarios, se conozca en el mundo. Comparte su hazaña.

¿Te gustó?
Más noticias sobre:

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!