Un hermoso festival rinde homenaje todos los años al vínculo sagrado entre perros y humanos

Es muy emotivo conocer sobre eventos o festividades que reconozcan a nuestros amigos los animales con honores y detalles llenos de admiración.

Realmente es muy gratificante leer historias como esta, se trata de un Festival de Nepal que se celebra cada año, en donde nuestros amigos peludos y otros animales, son homenajeados por la gran nobleza y lealtad que los caracteriza.

Esta celebración se llama Kukur Tihar o Kukur Puja, que literalmente significa «adoración de perros», que dura cinco días y rinde homenaje a varias especies sagradas, y el segundo día está dedicado por completo a los perros. 

El festival de Tihar es parte del festival de las luces la celebración hindú más grande de Diwali, y se celebra con la luna nueva del mes hindú Kartika, que es en octubre o noviembre en el calendario occidental.

Los caninos son honrados con ofrendas de comida, son envueltos en flores y bendecidos con marcas sagradas.

No hay distinción entre los amigos peludos, mascotas, perros policía y cachorros que viven en las calles, todos reciben los honores como devotos amigos y guardianes de la humanidad.

En las culturas hindúes de Nepal se mantiene la creencia que los perros son mensajeros de Yamaraj, el Dios de la muerte, y que las puertas del cielo son vigiladas por un perro.

La especie canina también aparece en varios textos hindúes antiguos como guardianes y vehículo para ciertas deidades.

Aunque cada grupo étnico hindú celebra un poco diferente, los principios básicos son los mismos.

Como parte del ritual de la celebración, los hindúes envuelven una guirnalda de flores alrededor del cuello del perro, después de decoran sus frentes con una pasta hecha de polvo rojo, yogurt y arroz conocida como talik» o «tikka».

Sin lugar a duda, este es un día maravilloso para nuestros amigos peludos quienes reciben un festín de frutas, huevos, galletas, queso y alimento para perros de primera calidad.

Los cachorros de la policía de Nepal reciben un honor adicional cuando son reconocidos con una ceremonia especial.

Cada uno de los cinco días celebra un animal diferente que incluye cuervos, perros, vacas y bueyes.

El quinto día es la única excepción, en el último día del festival de Tihar, las hermanas honran a sus hermanos y se colocan tikka en la frente para desearles felicidad y una larga vida.

Este festival anual en Nepal celebra el vínculo sagrado que existe entre humanos y nuestros amigos peludos. Comparte esta historia, es realmente un festival que merece ser aplaudido e imitado por el homenaje tan conmovedor hacia los animales.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!