La perrita pitbull de un niño de 9 años lo salva de una peligrosa situación en su casa

Hay miles de historias en donde los perros de raza pitbull sufren de una injusta fama. Sin embargo, muchas familias que los tienen como mascotas saben lo especiales que son y cómo están dispuestos a hacer cualquier cosa para defender a los suyos. Shane Smith le debe la vida a su perrita llamada Baby Girl.

Shane apenas tiene nueve años de edad.

Todo comenzó cuando los padres de Shane lo dejaron solo en casa por tan sólo 20 minutos. No es su costumbre hacerlo, pero debían ir a buscar a sus hermanos en la escuela.

Por suerte, el niño no se encontraba solo sino que estaba con la hermosa pitbull que llevaba un par de años con la familia. Cuando escuchó que alguien entraba a su puerta, el pequeño asumió que sería su madre.

“Escuché un sonido extraño en la puerta y pensé que era mi mamá con las llaves”.

Sin embargo, las cámaras de seguridad revelaron lo peor. Se trataba de un maleante que cubría su rostro con una máscara y estaba intentado forzar la cerradura.

Después de un par de minutos, se las ingenió para entrar en la propiedad. Todavía no se sabe si sus intenciones eran robar o secuestrar al pequeño pero el astuto niño supo que debía alejarse de él lo más pronto posible.

«Todo sucedió en un instante y estaba muy asustado. No había nadie más en la casa. Sólo contaba con mi perrita para protegerme”.

El hombre comenzó a subir las escaleras para perseguir al niño, pero fue allí cuando la perrita Baby Girl acudió a su rescate. Los perros tienen un gran instinto para saber cuando alguien tiene las peores intenciones.

La pitbull no estaba dispuesta a dejar que tocaran a Shane así que se atravesó en su camino y lo defendió con todas sus fuerzas.

“Cuando me empezó a perseguir llamé a mi perro y le pedí ayuda. De inmediato comenzaron a pelear”.

El hombre no pudo más que intentar forcejear con la perrita, pero después de unos minutos comprendió que simplemente no lograría su cometido y huyó a toda velocidad.

Fueron terribles momentos, pero tanto Shane como la hermosa perrita lograron salir sanos y salvos. El niño comenzó a temblar y acudió a la casa del vecino para pedir ayuda. Desde allí llamó a su madre para contarle lo que había sucedido.

La familia premió a la perrita por su comportamiento ofreciéndole muchas golosinas.

La policía se encuentra realizando las investigaciones pertinentes. Por los momentos es un verdadero alivio que Shane contara con la ayuda de su valiente mascota. Esta pitbull demostró ser toda una heroína.

Afortunadamente, Baby Girl se encuentra a salvo, comparte esta historia que nos recuerda que la lealtad de los perros es infinita.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!