Unos cazadores furtivos acaban con la vida de uno de los últimos gorilas de montaña del mundo

El pasado 01 de junio Rafiki, un gorila de montaña de Uganda, fue reportado como desaparecido. Su especie está en peligro de desaparecer a manos de los cazadores furtivos y de quienes se han dedicado a destruir su hábitat natural.

Solamente quedan un millar de ejemplares de esta especie tan emblemática. El Parque Nacional de la Selva Impenetrable de Bwindi, creado en 1991, está ubicado al suroeste de Uganda, cerca de la frontera con República Democrática del Congo (RDC). Al otro lado, está el Parque Virunga, uno de los más importantes del continente africano.

Lamentablemente, 24 horas después de la desaparición se confirmó que Rafiki había tenido el peor de los desenlaces. Las autoridades informaron que fue encontrado sin vida, había sido asesinado por un grupo de cazadores.

El pasado viernes fueron detenidos cuatro cazadores furtivos por su presunta implicación en la muerte de Rafiki, uno de los últimos gorilas de montaña de ese país.

A través de un comunicado emitido por la Autoridad de Fauna Salvaje de Uganda (UWA), informaron que las detenciones se produjeron en el sector sur del Parque Nacional de la Selva Impenetrable de Bwndi por su presunta participación en la muerte del gorila.

“Los arrestos tuvieron lugar después de realizar investigaciones sobre la muerte del espalda plateada por parte de nuestro personal, a raíz del informe postmortem que reveló que había sufrido una herida con un objeto punzante que penetró la parte superior de su abdomen y alcanzó sus órganos internos”, dice el comunicado.

A uno de los sospechosos se le incautaron materiales de caza, y confesó haber acabado con la vida de Rafiki. El sospechoso alegó que había actuado en defensa propia tras acudir al parque a practicar la caza, dijo que cuando el gorila atentó contra ellos se vio obligado a clavarle una lanza.

Según las autoridades, los cuatro sospechosos están en la comisaría de Policía de Kisoro esperando comparecer ante el juez en un tribunal.

We have arrested four people over the death of Rafiki, the Silverback of Nkuringo Gorilla group in Bwindi Impenetrable National Park. They will be prosecuted in the courts of law. See statement below

Publicada por Uganda Wildlife Authority en Viernes, 12 de junio de 2020

Cuando murió Rafiki, el grupo Nkuringo, el primero que habitó el sector sur del parque tenía 17 miembros de esta especie, entre ellos ocho hembras adultas, dos adolescentes y tres crías.

“La UWA está supervisando al grupo para garantizar que está preparado para recibir a los turistas cuando el parque abra sus puertas al público”, dijo un representante de la institución.

La trágica noticia de la muerte de este ejemplar ha conmocionado al mundo, los amantes de los animales lloran la pérdida de Rafiki quien murió injustamente a manos de la violencia de quienes consideran que atentar contra la vida de inocentes «es un hobby o un deporte».

No hay justificación alguna para inmiscuirse en el hábitat de los animales y amenazarlos, matándolos solo para satisfacer un absurdo capricho. Comparte este hecho tan lamentable y alza tu voz en defensa de aquellos que no tienen voz.

¿Te gustó?
Más noticias sobre:

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!