Piden ayuda para dar con los dueños de 2 pitbulls que encontró la Policía en pésimas condiciones

Desde el lunes 4 de septiembre, la Policía del municipio de Upper Darby, en el condado de Delaware, Pensilvania, busca algún rastro de la persona o las personas responsables del abandono de un par de perritas pitbull mestizas.

Enlaces patrocinados

Los animalitos muestran visibles signos de maltrato, desnutrición y que además fueron abandonadas en el parque público “Penn Pine Park” de la ciudad.

Russell Harper, el jefe humanitario de Justice Rescue, una organización sin fines de lucro que está dedicada al rescate de aquellos animales que han sido víctimas de maltrato, declaró que era evidente que las perritas habían sido golpeadas y utilizadas para peleas. 

No pasaban de tener los dos años de edad.

La Policía de Upper Darby se ha mostrado bastante preocupada por el hecho y compartió en sus redes sociales imágenes de las pequeñas en su mal estado, con el propósito de descubrir y llegar a los que ocasionaron este hecho.

También quieren generar conciencia en la comunidad sobre los tratos que hay que darle a nuestras mascotas y a los animales en general.

Enlaces patrocinados

Ahora las mestizas, que llevan por nombre Layla y Gracie, apenas tienen un 50 por ciento de su peso corporal normal según Harper, el portavoz de Justice Rescue, quien tiene experiencia en casos de abandonos y maltrato animal.

Afortunadamente, esta organización se está haciendo cargo de la asistencia veterinaria para ambas perritas para que logren compensar tantos años de abusos.

«Si puedes tratar a un animal de esa manera, puedes tratar a un humano de esa misma manera”, aseveró Harper indicando lo importante que es detener a este tipo de personas que hacen daño a nuestros queridos animales.

Enlaces patrocinados

El superintendente de la Policía, Michael Chitwood, dijo que un transeúnte llamó al 911 después de ver a los perros abandonados en un estacionamiento con algo de comida.

Agregó que en la misma llamada informaron que una de las perritas estaba en «mal estado» y que la otra ni siquiera podía pararse; después, cuando la Policía se acercó al lugar, se fijaron que esa perrita tenía marcas punzantes en sus patas que le impedían estar en pie.

El llamado de la Policía de Upper Daarby es que cualquier persona con información se comunique al 610-734-7693 desde Estados Unidos, por su ayuda se ofrece una recompensa de $1,500 por información que conduzca al arresto y condena de cualquier persona involucrada con el abuso de estas dos perritas.

Enlaces patrocinados

Por fortuna a Layla y Gracie las han tratado de maravilla estos últimos días y su recuperación ha sido positiva y avanza cada día.

¡Comparte esta noticia, difunde con tus amigos y di no al abuso animal!

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!