No pudieron dejar de grabar a estos relajados caballos cuando terminaron de comer

Los animales son seres encantadores, su alma está siempre dispuesta a mostrar su espontaneidad, sin dejarse influenciar por juicios de valor creados por los humanos de manera equivocada.

Liz Ryan es una mujer con una gran pasión por los caballos, y por los animales en general. Es escritora, artista y comunicadora de animales. Ha logrado una conexión única y maravillosa con los caballos a través del amor, cuidado y atención.

Liz es propietaria de una gran finca en los Estados Unidos, desde que se mudó se embarcó en un encantador viaje que cambió completamente su vida. La gran extensión de tierra se convirtió en el hogar que comparte con sus caballos.

Esta historia trata de un divertido video que muestra a siete de sus caballos muy relajados, disfrutando de su hora de descanso.

Una noche Liz salió a caminar por la finca como de costumbre y desde el establo escuchó ciertos ruidos que le parecieron muy extraños y decidió ver qué era lo que estaba pasando.

Esta mujer no podía creer lo que estaba viendo.

Sin lugar a duda, Liz quedó gratamente sorprendida cuando entró y vio a sus amados animales totalmente transportados en un placentero y profundo sueño que hasta el “interior” de cada uno de estos caballos decidió manifestarse.

Esta divertida experiencia quedó grabada en un video que ha causado revuelo en las redes sociales. Son imágenes que “hablan por sí solas”.

¿Quién dijo que los animales no tienen flatulencias? Después de ver y “escuchar” esta filmación no quedará dudas al respecto.

Tras la cena de ese día, siete de sus caballos quedaron muy complacidos y agotados. En el suelo todos emitieron un particular “sonido”. Ella inmediatamente supo de qué se trataba.

Es un video muy “expresivo” donde los caballos después de una gran comida y quisieron relajarse. Se acostaron en el granero para dar inicio a la orquesta que entonaron algunas notas muy especiales entre pedos y ronquidos.

Las distintas experiencias que Liz ha vivido con sus caballos son realmente innumerables y todas representan para ella un recuerdo amarrado a una enseñanza determinante en su crecimiento.

Esta maravillosa mujer vivió varios meses en una tienda de campaña durante la construcción de la finca para no interrumpir la comunicación con su manada de caballos y descubrir los secretos que ellos guardaban.

Cada día fue de una conexión que permitió una verdadera comunicación con estos animales, que indudablemente son su vida.

Reshareworthy

Finalmente, cuando el granero y la casa estuvo terminada, sus caballos contaron con un espacio compartido para volver a diario, para descansar, y recargarse de la mágica conexión que ha dado como resultado cuatro increíbles libros ganadores de nueve premios y que explican la vida desde la perspectiva de los animales.

Liz ha recaudado millones de dólares destinados para los animales y el medio ambiente a través de organizaciones como Habitat Canada,  World Wildlife, Ducks Unlimited Earth.

Dios bendiga a esta mujer que es un ángel en la tierra. Comparte este genial video con tus amigos, es un error no hacerlo y dejar a tus seres queridos sin este divertido regalo.

NUESTRO VIDEO DEL DIA

¿Te gustó?

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!