Ternura infinita – Ace, el cachorro que tiene auténtico pánico hacia su plato de comida

Como las personas, nuestras mascotas también desarrollan sus propios gustos y temores. Así, lo que un perrito puede encontrar fascinante, a otro le puede parecer lo más aterrador que ha visto en toda su vida. Bien sea por traumas pasados o por simples cuestiones de carácter, cada peludo tiene su propia “personalidad” y no podemos forzarlos a ser distintos; en cambio, lo que sí podemos hacer es acompañarlos en su proceso de crecimiento, corregir con amor sus fallas y disfrutar de sus locas ocurrencias y reacciones.

Tal como lo hace Amber Kennealy, una joven maestra de escuela primaria, que ha hecho reír al mundo entero con las grabaciones de Ace, su cachorro Golden Labrador que tiene muchas grandes facultades, aunque la valentía no es precisamente una de ellas… ¡Y es que hasta su nuevo recipiente de comida es un serio motivo de preocupación para él!

Cuenta la chica de 25 años que todo parecía ir de maravilla con el nuevo plato de comida de Ace, hasta que por accidente el cachorro de 4 meses chocó la plaquita de su collar contra el recipiente de metal. Tal parece que el sonido lo asustó tanto, que desde entonces no para de ladrar, saltar y correr cuando llega la hora de la comida.

No obstante, el miedo no basta para quitarle el hambre a este peludito, por lo que el pobre se debate entre comer o correr por su vida. 

“Al principio, le habíamos comprado un recipiente de plástico en espiral para ayudarlo a disminuir la velocidad con la que comía, esto con el fin de evitar que se le hinchara la pancita por los gases, pero le costaba mucho sacar la comida de allí, así que le compramos un recipiente normal“, explica Amber.

Ace, por su parte, ya ha aprendido un montón de trucos: sabe dar la patita, dar besitos e incluso aprendió a caminar tranquilamente a un lado de su dueña. No obstante, este cachorrito decidió que todo ese asunto del nuevo recipiente ya iba demasiado lejos para él.

Esta no es la primera vez que Ace se ve en la necesidad de enfrentar sus temores más profundos. Meses antes también emprendió su propia batalla contra las escaleras de su casa.

No le resultó nada fácil a este pequeñito dejar los brazos de su mamá para llegar al piso de abajo… Pero al menos se veía adorable intentándolo.

Afortunadamente, Ace ha aprendido a dominar sus temores, demostrándole a todos que no hay que nacer sin miedo para ser valiente. 

Hoy en día, este hermoso cachorrito sube y baja las escaleras con tranquilidad y también come sin problemas de su nuevo recipiente, el cual terminó gustándole mucho después de todo. ¡Bravo Ace!

¿Te quedaste con ganas de ver a Ace peleando con su malvado recipiente de comida? ¡Aquí tienes el video!

Sácale una sonrisa a todos tus amigos con las alocadas historias de Ace ¡Comparte esta noticia!

👇 NUESTRO VIDEO DEL DIA 👇

¿Te gustó?
Más noticias sobre:

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!