Advierten a la gente del solitario delfín que busca desesperado compañía humana

Este delfín solitario conocido como Confi apareció en Portosín, donde sorprendió a los bañistas de la playa de Parameán, en Muros, España.

Su presencia dejó a los usuarios de la playa boquiabiertos tras ver que se acercaba tanto a la orilla que podían incluso tocarlo.

De inmediato, se convirtió en el centro de todas las miradas y en el compañero de juegos de los más pequeños, tal como había pasado el día anterior en el arenal Sonense de As Gaviotas.

Este delfín recibió el nombre de Confi por la Coordinadora para el Estudio de los Mamíferos Marinos (Cemma), que le ha seguido la pista desde diciembre. Y fue rebautizado como Manoliño por Roger Suárez, un buzo de Noia, quienes se conocieron en enero y desde entonces han ido forjando una curiosa relación.

“Todo empezó en enero, cuando apareció por primera vez mientras estábamos buceando, la verdad es que nos dio un buen susto, porque es un animal de dos metros y, aunque supuestamente es pacífico, impone mucho respeto porque puede llevarte por delante de un bocado”, dijo Roger.

Puede resultar muy fascinante interactuar con un compañero de baño tan inusual, pero los expertos y las autoridades fueron muy claros tras advertir que no debían tocar al cetáceo.

“La gente no entiende que no debe tocarlo. Es un animal muy dócil, pero puede volverse agresivo si se siente atacado”, explicó un portavoz del grupo de emergencias local.

Lo fundamental es tener en cuenta que se trata de un animal salvaje y es una especie protegida, por lo que piden respeto para él.

“Todos somos responsables de proporcionarle la máxima tranquilidad. Podemos verlo pasar e incluso acompañando una embarcación, pero debemos mantener una distancia prudencial necesaria para la seguridad de todos”, agregó el portavoz.

Confi es un delfín muy joven por lo que tiene muchas posibilidades de que acabe encontrando otros compañeros con las mismas características y deje de vagar en solitario.

Este delfín busca la compañía de los humanos que despiertan su curiosidad.

“Este animal es muy inteligente, busca otros seres con los que poder interactuar”, dijo el portavoz.

Es importante no interrumpir el comportamiento del animal, adoptando una posición neutral e indiferente si el animal se acerca. Instan a no intentar proporcionarle a Confi ni juegos ni comida.

El Cemma sigue la pista de Confi desde diciembre, cuando recibieron las primeras alertas de su avistamiento, aunque no fue hasta marzo o abril cuando descubrieron que se trataba de un delfín solitario.

Al principio, solo seguía embarcaciones y acompañaba los pesqueros de Portosín, y poco a poco fue agarrando confianza hasta protagonizar inusuales escenas en las playas de As Gaviotas, O Freixo y Esteiro.

“Va a seguir entrando en las playas y hay que evitar que se sienta acosado”, dijo Alfredo López, biólogo del Cemma.

Todos deben cumplir las recomendaciones sobre cómo actuar ante la presencia de un delfín que resultan en una solo “evitar el contacto con el animal”.

Ayudemos a divulgar esta importante advertencia compartiendo esta nota.