Aunque tiene pocos días de nacido, un raro minino enfermo se parece cada vez más a un abuelo

Grandpa o “Abuelo” es un pequeño y adorable gatito que ha sorprendido a todos con su rosto tan particular. Desde que era un recién nacido la cara de el “Abuelo” ha llamado mucho la atención.

Enlaces patrocinados

Realmente, la expresión de su rostro le hace honor al nombre con el que fue bautizado por Stephanie Medrano, su mamá humana.

El pequeño “Abuelo” tiene un hermoso pelaje blanco y la cara arrugadita, a simple vista parece un gato de más edad, pero lo cierto es que es un bebé.

“Cuando adopto gatitos, trato de darles nombres divertidos como Tortuga o Estrella de Mar, pero cuando me entregaron a el “Abuelo”, ese fue el primer nombre en el que pensé cuando vi su carita”, dijo Stephanie.

A tan solo horas de haber nacido sus rasgos particulares le daban una expresión de preocupación constante.

«No tenía idea de que sería un éxito y que de hecho coincidiría mucho con su personalidad», agregó Stephanie.

Stephanie conoció al “Abuelo” el mismo día que nació y desde ese mismo instante ha estado junto a él para ayudarlo a salir adelante.

Enlaces patrocinados

Este gatito especial cautivó el corazón de Stephanie, fue amor a primera vista.

“Mi amigo me llamó pidiendo ayuda. Esa mañana había nacido un gatito con las patas traseras dobladas hacia atrás y el paladar hendido”, dijo Stephanie.

Sus dueños acudieron al médico para evaluar el estado del gatito, realmente estaban preocupados por su salud.

“Sus padres lo llevaron al veterinario, quien les dijeron que las posibilidades de sobrevivir eran escasas y que consideraran la opción de la eutanasia. No querían dejar al gatito, y me llamaron de inmediato”, agregó Stephanie.

Con la ayuda de Stray Cat Alliance, Stephanie llevó al pequeño gatito a casa e inició un programa recuperación, lo alimentaba por sonda cada dos horas y le hacía estiramientos a sus patas traseras torcidas.

Enlaces patrocinados

“Esto sucede cuando el tendón es corto, por lo que tira de la pierna hacia atrás en lugar de hacia adelante. Estiro y masajeo sus patas hacia adelante varias veces al día. Ya cuando sea mayor si hay más mejoras que hacer lo hará un especialista”, dijo Stephanie.

Cuando el “Abuelo” sea lo suficientemente fuerte necesitará un procedimiento para corregir su paladar hendido y así poder comer normalmente. Pero por ahora, el pequeño gatito solo requiere aumentar su energía, lo que significa que debe hacer muchas siestas largas.

“Cuando era más pequeño, lo levantaba y su cuerpo estaba flácido porque no se despertaba inmediatamente”, agregó Stephanie.

Aunque todavía es muy pequeño el “Abuelo” es un luchador y cada día se hace más fuerte. Es un pequeño caballero al que le encanta pasar tiempo con su madre adoptiva.

“Generalmente es lento y gentil. Simplemente se sentará y mirará fijamente al vacío. Le gusta que lo peinen con un cepillo de dientes”, dijo Stephanie.

Enlaces patrocinados

Comparte la emotiva historia de este hermoso gatito que se conforma con simples detalles llenos de atención y amor.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!