Él vivió 20 años en un cementerio y después de su partida sigue consolando corazones tristes

Siempre la partida física de un ser querido deja un vacío muy grande, manteniendo una puerta abierta a la nostalgia que se hace presente aún en los días más soleados.

Hoy después de varios meses de su partida, el recuerdo de Barney aún sigue latente en el corazón de aquellos que lo conocieron.

Este amigo felino representó para muchos ese consuelo, y esa sonrisa inexplicable en medio del dolor intenso.

Los dueños de Barney vivían al lado del  Sampson’s Cemetery en Guernsey, lugar donde este especial gato decidió vivir, regalando un rayo de luz a quienes solo sentían una oscuridad muy profunda en su corazón.

Durante 20 años, entregó su ternura a quien más lo necesitaba… ¡Fue un verdadero amigo!

«Para los que entraron en el cementerio con un peso en el corazón, la experiencia de ellos es que este gato los iluminó. Cuando la gente caminaba por las puertas, a menudo se les acercaba y rozaba su cuerpo contra ellos”, comentó Alan, el sacristán del cementerio.

Cuando los familiares y amigos visitaban al cementerio por la pérdida de un ser querido, lógicamente no tenían su mejor estado de ánimo, pero Barney siempre estaba allí para animarlos.

Alan dijo que Barney estaba muy bien cuidado y era alimentado todos los días del año, incluso recibía regalos de Navidad. La pérdida de este felino ha causado mucha tristeza.

En su honor colocaron una placa en la pared y encontraron un espacio donde fue enterrado.

Mirror

Muchos de los visitantes al cementerio han descrito el apoyo de Barney como un valor incalculable, y le rindieron tributo coninnumerables expresiones de amor y agradecimiento en los medios sociales.

Comparte esta linda historia, el recuerdo de esta maravilloso gato siempre permanecerá en la memoria y en los corazones que con su cariño logró consolar.

¿Te gustó?
Más noticias sobre:

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!