Bear, el erizo que se estresó tanto que perdió todas sus espinas

Pensar que los animales no sienten estrés es un gran error. Ellos son seres muy sensibles que se ven afectados por todas las emociones causadas por sus experiencias de vida.

Bear es un noble erizo que se estresó de tal manera que perdió todas las espinas características de esta especie.

El adorable animalito fue trasladado Cuan Wildllife Rescue Center, en Much Wenlock, Shropshire, por alguien que no tenía idea que realmente se trataba de un erizo.

Al llegar fue atendido por los veterinarios del centro quienes diagnosticaron que Bear había perdido sus espinas a causa del enorme estrés que le generó una infección de ácaros en el oído.

Afortunadamente, sus espinas pueden volver a crecer, pero para que eso suceda debe estar bajo un cuidado especial para tratar su reseca piel producto de una fuerte deshidratación.

Diariamente recibe masajes con ale vera y un baño semanal con champú antibacterial para calmar su delicada piel.

Fran, de 52 años y gerente del refugio, manifestó su tristeza por todo lo que padeció este indefenso animalito.

«Es desgarrador, realmente lo es. Sólo podemos suponer que durante la hibernación estos ácaros se afianzaron y le causó estrés. Cuando los erizos se estresan pierden sus espinas”.

Se presume que el estrés lo sacó prematuramente de la hibernación. Debió padecer mucho frío.

Bald Rescue Hedgehog Receives Daily Healing Massages to Help His Spines Grow Back

Bear is bare! But daily massages at Cuan Wildlife Rescue are helping him heal https://people.com/pets/bald-spineless-hedgehog-gets-massages/

Publiée par PEOPLE Pets sur Jeudi 31 janvier 2019

Durante la década que Fran lleva trabajando en el refugio sólo ha visto 6 o 7 erizos calvos, pero ninguno en una condición tan delicada como la de Bear.

«Hemos tenido algunos erizos que han perdido entre el 65 y el 70 por ciento de sus espinas, pero Bear ha perdido aproximadamente el 97 por ciento”.

Bear llegó al centro un domingo gracias a alguien que lo encontró y decidió llevarlo sin estar seguro de lo que era.

«Estaba increíblemente hambriento. Pusimos algo de comida para gatos en frente de él y se la comió toda. También bebió líquido sin parar durante 4 minutos”.

A pesar de que cada animal reacciona de una manera diferente y a un tiempo distinto se estima que Bear será cuidado durante unos 4 meses antes de dejarlo en libertad en su hábitat natural.

«Creemos que las espinas volverán a crecer, pero sólo tomará un poco de tiempo. Es necesario seguir acondicionando su piel para estimular la circulación sanguínea y promover el crecimiento de la columna vertebral”.

Aunque Bear tiene un buen peso para un erizo, casi medio kilo, ese no era su peso real. Evidentemente era un erizo de mayor tamaño porque tenía mucha piel suelta.

Facebook

«Tratamos de no apegarnos a los animales, pero será difícil no hacerlo con él. Es tan adorable. El hecho de que esté comiendo fuera y dentro de su casa es una excelente señal. Tenemos un gran equipo y él recibirá toda la atención necesaria”.

Su recuperación es lenta, pero recibiendo los cuidados especiales poco a poco saldrá adelante y podrá vivir nuevamente en su hábitat natural.

No dejes de compartir esta hermosa historia y agradecer todo el amor que recibe este bello erizo.

¿Te gustó?

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!