Captan a estos bebés obligados a dormir boca abajo y las redes no salen de su asombro

Como sabrán, una de nuestras debilidades es la de las curiosidades de nuestro Reino Animal. Y más aún cuando se trata de criaturas tan extraordinarias como los búhos. Estas majestuosas aves nacen, como todos los bebés, con una cabeza demasiado grande para su cuerpo, pero es tan pesada que los obliga a dormir boca abajo.

Precisamente, un grupo de estos emplumados ha llamado la atención de los círculos virales en los últimos días. Bueno, más bien la manera de dormir de algunas crías, concretamente de la especie de búho nival o búho scandiacus.

La imagen apareció por primera vez como parte de un meme, restándole en un principio confiabilidad a la fuente. Sin embargo, esto resultó ser cierto y confirmado con nuevas imágenes de búhos bebés que yacen colgando de cabeza, profundamente dormidos, lo que hace aún más sorprendente la escena.

Un oyente del podcast de la sociedad BirdNote contó cómo había descubierto dos lechuzas a las que se acercó para poder observar cómo dormían, inusualmente boca abajo y con la cabeza vuelta hacia un lado. Justo pilló al par desperezándose, pero se puede atisbar la extraña postura en la que estaban echándose la siesta.

“Básicamente, los búhos adultos duermen de pie porque están completamente desarrollados, pero los búhos más jóvenes luchan por soportar el enorme peso de sus cabezas, por lo que deben acostarse”, informó el blog IFL Science.

Muerto de sueño

El hecho también pudo ser confirmado en un artículo de la National Audubon Society, una organización ambiental sin fines de lucro dedicada a la conservación de las especies animales y el medio ambiente.

“Sí, los búhos jóvenes duermen o descansan boca abajo. Sus cabezas son demasiado pesadas para sus cuerpos. Sus siestas son cortas, y cuando están dormidos, no les gusta que los despierten, ni siquiera que les den de comer”, agrega el artículo.

Dulces sueños diurnos

Quizá la imagen haya calado tan profundo porque no estamos acostumbrados a ver a un búho de esta forma. De hecho, por lo que hemos podido leer en los comentarios de la publicación, a la gente le parece cualquier cosa menos un grupo de búhos durmiendo plácida y tranquilamente.

Sea como sea, este silencioso cazador ha fascinado a la Humanidad desde el principio de los tiempos. Símbolo de la luz, de la sabiduría y de las tinieblas, es todo un prodigio de la Madre Naturaleza. Es el ave de los muertos, el correo de las ánimas, el mensajero del más allá.

Sin embargo, curiosamente lo que más les gusta es acurrucarse a tomar el sol tranquilamente en la protuberancia de alguna roca.

Está visto que aún nos falta mucho por aprender acerca de algunas especies animales y concretamente sobre los búhos, los cuales nunca dejarán de sorprendernos con su belleza y su encanto.

Comparte. De todos modos, aún no ha aparecido el primer científico que pueda desmitificar del todo del imaginario colectivo a estas extraordinarias aves rapaces.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!