Captan al leopardo más raro del mundo en asombrosas imágenes nunca antes vistas

Los felinos son animales salvajes sorprendentes. Podemos encontrarlos de diversos tipos, desde el doméstico gato hasta los exóticos y reconocibles leopardos, quienes tienen un pelaje que bien conocemos gracias al mundo de la moda. Esta noticia trata sobre estos últimos, quienes tienen una especie bastante rara recientemente vista en Sudáfrica.

Ella es Goldie, una hermosa leopardo rosa.

Leopardo de fresa, leopardo dorado o leopardo de erizo es el nombre por el que se conoce este felino, visto hace poco gracias a unas cámaras especiales para registrar vida salvaje. Black Leopard Mountain Lodge ha dado a conocer en Internet el peculiar hallazgo.

Se les llama de esa manera por el color rojizo de su piel. Seguro que no sabías de la existencia de estos gatos gigantes de color rojo.

Alan Watson y su esposa Lynsey, son los encargados de la reserva de vida salvaje Thaba Tholo, quienes instalaron una cámara cerca de un lugar en donde había el cuerpo en descomposición de una jirafa, con la intensión de grabar a los animalitos que se acercaran a comer.

Cual no sería la sorpresa al ver en las imágenes captadas por el dispositivo al raro espécimen de leopardo que no había sido avistado desde el año 2012.

Goldie, alimentándose de una jirafa

Este tipo de leopardo fue descubierto hace ya 7 años y desde entonces ha sido un misterio. Su coloración es debido a una extraña condición genética llamada eritrismo. Dicho fenómeno provoca mayor presencia de color oscuro y color rojizo en la piel.

“Wow, qué hallazgo tan interesante. No sabía que existían leopardos de ese color”, comentó impresionado un internauta.

Según Watson, el organismo de estos impresionantes felinos produce más feomelanina de lo normal, que es el componente causante del color rojo. Dicho elemento también lo podemos encontrar en los humanos, específicamente en el caso de los pelirrojos.

“Qué impresionante es una oportunidad única en la vida, ver a una especie tan rara en su lugar natural”, indicó encantado otra internauta.

Afortunadamente, existen estas pruebas fotográficas para documentar el encuentro inolvidable entre Alan, Lynsey y la leoparda, ¡porque es hembra!, y le han bautizado con el hermoso nombre de Goldie.

“Yo quiero un leopardito rosa en mi casa para apapacharlo y consentirlo todos los días y a cada rato”, dijo emocionado un internauta.

La naturaleza no deja de impresionarnos con su extraordinario y perfecto diseño y la variedad de seres vivos que la componen y la hacen tan rica y llena de vida. Goldie es un ejemplo palpable de ello, con una belleza felina inigualable en el mundo natural.

Comparte esta historia entre tus familiares y amigos para que no dejen de sorprenderse con la belleza del mundo salvaje.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!