Desesperada cachorrita salva a su familia tras descubrir un fuego oculto en el hogar

Cuando decimos que los perritos son los seres más inteligentes y astutos del reino animal no exageramos. Una prueba de ello es esta historia que logró un final feliz gracias a que una adorable cachorrita pudo alertar a su familia de un gran peligro.

Willow es una cachorrita de 10 meses de edad, que desde que llegó a su hogar lo que más le gusta es abrazar. Y su familia, por supuesto, no puede resistirse ante tan adorable muestra de amor.

Willow es una Gran Pirineo.

Caitlyn Radel-Paaby, la madre de Willow, comenta que la perrita a su edad aún está combatiendo con algunos temores, pero si se trata de su familia no hay nada que pueda detenerla para protegerlos.

Algo que Willow ha demostrado recientemente y que su familia se siente orgullosa de compartir.

La perrita es muy protectora con su hermanito humano.

Todo sucedió el día anterior a la celebración de Acción de Gracias, Radel-Paaby llegó de la tienda y encontró a su pareja con su pequeño hijo en planta baja pero Willow no corrió a saludarla, algo que llamó mucho atención.

La perrita es extremadamente efusiva a la hora de saludar, así que cuando no respondió al llamado de su madre, Radel-Paaby supo de inmediato que algo no estaba bien.

Willow suele abrazar a su madre cuando llega de la calle, también la alerta cuando algo anda mal.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida por Willow (@willowthegreat20)

Tras buscarla por toda la casa encontró a la perrita en la oficina debajo del escritorio. Al respecto, Radel-Paaby comenta:

“Ella fue debajo del escritorio  y comenzó a actuar muy nerviosa, no dejaba de ladrar y no quería salir. Incluso se puso un poco a la defensiva para llamar la atención y fue entonces cuando notamos el corto circuito.”

Si bien al principio la mujer no podía comprender la actitud de su perrita, bastó con poner la mano a la pared para darse cuenta que estaba caliente.

Su perrita la había alertado sobre un circuito eléctrico que estaba por explotar.

Radel-Paaby revisó el tomacorriente debajo del escritorito y comprobó que algo mal estaba por suceder.

Rápidamente llamó a los bomberos quienes llegaron a la casa en cuestión de minutos. Radel-Paaby destacó:

“El Departamento de Bomberos dijo que si no lo hubiéramos encontrado cuando lo hicimos, nuestra casa se hubiera incendiado durante la noche.”

La familia no podía estar más orgullosa de tener a una valiente perrita en casa, gracias a su destreza logró advertir a la familia y librarlos de una situación de riesgo.

Radel-Paaby comenta que la perrita nunca había hecho algo así, por lo que atender su conducta extraña fue lo mejor que esta familia pudo hacer.

Los perritos siempre buscarán la manera de alertarnos cuando algo no anda bien.

Después de todo, al día siguiente tuvieron un gran motivo para celebrar Acción de Gracias: la familia estaba reunida y con una perrita que pasó de ser una cachorrita a una valiente heroína. ¡Bien hecho, pequeña Willow!

Los perritos son esos angelitos terrenales que llegan a nuestra vida para demostrarnos el verdadero amor y la fidelidad. Mantente atento siempre a su conducta y no lo ignores si observas algo extraño, puede que solo quieran salvar tu vida. ¡Comparte!