El video viral del perrito callejero pidiéndole a un lustrador de zapatos que limpie sus patitas

Todos sabemos que los perros son unos animales leales e inteligentes que siempre están dispuestos a hacer lo que sea por demostrarles su amor a sus responsables pero ¡vamos! Que a ellos también les gusta ser mimados. Y si tienes alguna duda de esto, sólo espera a ver la siguiente historia.

Se trata de un vídeo que se ha hecho viral en las redes por lo curioso y tierno del momento que se observa en las imágenes.

El protagonista, un perrito muy vivaz que deseaba ser acicalado. El peludo de color negro paseaba por las calles de una ciudad en Chile cuando se encontró con un lustrador de zapatos y como si supiese lo que hacía, se acercó y levantó sus patas como pidiendo las limpiaran un poco.

El vídeo fue captado por algún curioso que quedó sorprendido con la escena y se observa al serio animal sentado frente al lustrador.

El perrito primero le da su pata izquierda y después le acera la derecha, como recalcándole que debía ser un servicio completo.

“Que queden bien lustradas mis patitas por favor señor”, se puede leer en la descripción de este vídeo viral.

El lustrador no puede contener la risa y parece intimidado por la escena tan surrealista, así que le brinda un servicio bastante corto a su peculiar cliente y termina parándose de la calle, sin poder contener las risas.

De fondo se escuchan los chistes que el impresionado camarógrafo hace ante la inimaginable escena.

El asunto ha divertido a mucho y, aunque en principio se creyó que se trataba de un perro callejero, algunos usuarios han especulado sobre la posibilidad de que se trate de un perrito entrenado.

Esta sospecha ante el chalequito que porta el animalito, pero lo cierto es que sea o no un perro domesticado no puede negársele su astucia.

Además, el vídeo ha corrido como pólvora por las redes pues el peludo ha logrado conquistar a más de un corazón con sus gestos.

Lo triste del asunto es que el perro no pudo ser tan mimado como esperaba, pues parece que el par de hombres no pudieron aguatar la risa frente a la curiosa escena.

Mira por ti mismo el momento y coméntanos si te parece igual de gracioso.

No hay duda de que la actitud del perrito sorprende, así que no se podría juzgar al lustrador de botas por su reacción. Quizás el perrito busque a otro hombre más serio que pueda hacer a cabalidad su trabajo y mientras esto sucede nosotros deseamos que su camino esté lleno de alegría y amor.

Comparte esta historia y coméntanos qué harías si te encuentras en la calle con un personaje como este perrito. Envíale la nota a tus amigos y dales a su día una dosis de alegría.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!