Encuentra vivo a su gato 2 años después del devastador incendio de su casa

Han pasado dos años desde que Lindsy Metz y su familia han estado buscando a su amado gato Artemis. No tenían idea de si estaba perdido, si había sido acogido por otra familia o peor aún, si había muerto.

La familia Metz fue víctima del devastador incendio que azotó a Camp Fire, California, en 2018. Hasta la fecha, es el incendio más destructivo y mortal de la historia de California. A pesar de todo, ellos se han mantenido positivos y han trabajado para reconstruir las partes carbonizadas de sus vidas nuevamente. ¡Y acaban de recibir el regalo más asombroso!

El incendio de Camp Fire ha sido uno de los más devastadores de California

Finalmente, después de dos años, Artemis está de regreso a casa con su familia. Volviendo al fatídico día, Lindsy recuerda los frenéticos intentos de apoderarse de sus pertenencias y escapar con vida.

Pero Artemis es un gato que habitualmente disfruta su independencia en la calle y cuando el fuego se abalanzó sobre la ciudad, él estaba al aire libre en ese momento. Comprensiblemente asustado, hizo lo que la mayoría de los animales hacen cuando están asustados: él corrió.

Lindsy solo pudo rescatar a uno de sus dos gatos y mantenía la esperanza de reencontrarse con su segunda mascota.

«Una vez sobrevivió durante 4 meses perdido, por lo que es un gato luchador y pensé que podría estar vivo. Pero si lo estaba, sabía que no estaría en buena forma. Mi corazón estaba tan triste que no pude agarrarlo», dijo Lindsy.

Los vecinos de los Metz tienen cámaras de seguridad conectadas a sus teléfonos y vieron cómo toda la cancha se incendiaba, así que evacuaron la zona enseguida. Una vez que estuvieron a salvo, Lindsy comenzó a publicar en las redes sociales fotos de su gato para dar con cualquier pista de Artemis.

Familiares y amigos compartieron fotos de animales rescatados que podrían ser su felino desaparecido. Pero el pobre y dulce Artemis era idéntico a otros cientos gatos negros rescatados.

¡No nos malinterpretes! Cada dueño de un gato negro puede diferenciar a su niño.

La historia de Lindsy y de su familia es realmente sobrecogedora. ¡No solo creyeron haber perdido a uno de sus gatos, también todo lo que tenían!

Sin embargo, los trabajadores del refugio y los voluntarios temporales de emergencia, en medio de una situación tan devastadora como esta, ven a cada gato negro chamuscado y aterrorizado como uno más. Así que no es fácil escudriñar las jaulas de las almas asustadas.

Este chiquillo negro podía estar en cualquier parte y era muy fácil confundirlo con otros animalitos similares que habían sido víctimas del incendio. 

Nunca quisieron perder la esperanza, pero después de un año de buscarlo sin señales de él, temieron lo peor. Las publicaciones de Lindsy en las redes sociales sobre su gato desaparecido causaron conmoción en las redes.

No pudieron reemplazar el lugar de Artemis dentro de su corazón, por lo que se enfocaron en la reconstrucción de sus vidas sin su amado chico negro. La familia y los amigos estaban ahí para ellos y juntos volverían a levantarse.

Apenas dos años después de que las llamas se extinguieron y los corazones rotos de los Metz comenzaron a recuperarse, se descubrió un milagro.

El 28 de septiembre, Lindsy se desplazaba por Facebook cuando se encontró con una publicación más que interesante. Una de sus amigas publicó una foto de un gato negro que aparentemente había elegido recientemente su hogar.

Pero Lindsy reconoció al gato… y se acercó de inmediato para confirmar todas las características que hacían único a Artemis, a pesar de ser un gato negro como muchos otros.

¡Sí, aunque pareciera inaudito, Artemis había sido encontrado!

La familia no podía creerlo. El gato negro se había abierto camino a través de las llamas del fuego para ponerse a salvo.

Y tal como habían hecho los humanos, ¡encontró la manera de sobrevivir a sus nuevas circunstancias durante dos años! Excepto que estaba a solo unos kilómetros de donde una vez estuvo su hogar.

Había elegido una casa para refugiarse sin saber que la casa que había escogido era de una de las amigas de Lindsy. Eso sí, ¡la mujer que lo halló no tenía ni idea de que ese era el gatito de los Metz! Así que hizo lo que haría la mayoría de la gente: publicó una foto en FB y comenzó a hacer preguntas, para saber si alguien conocía a la mascota.

Además de todas las pruebas con las que contaban, a los Metz solo les hizo falta escuchar los maullidos de Artemis para saber, sin temor a las dudas, de que se trataba de su amado gato. ¡El milagro había ocurrido!

El chiquillo tenía una infección en las vías respiratorias superiores, pero aparte de eso y de su delgadez, está bien.

Lindsy ha recibido a su amado gatito negro de vuelta en casa

El reencuentro entre este gatito y su familia es realmente conmovedor y llegó al corazón de todos. No te vayas sin compartirlo.

Más noticias sobre: