Fueron al supermercado por ensalada orgánica y resultó tan fresca que tenía una rana empaquetada

Las dinámicas modernas nos han llevado a transformar incluso nuestras rutinas para las compras. Cada vez son más las marcas que ofrecen alimentos empaquetados y de fácil preparación.

Frutas, frutas hortalizas y verduras ya se venden cortadas y “limpias” para ir directo a nuestra boca como un snack.

Esta tendencia, sumada a la comercialización de productos orgánicos y libres de químicos, ha captado el gusto de muchas familias.

Sin embargo, Karlie Allen de North Shore, Wisconsin, se ha quedado sin aliento y sin apetito al descubrir que su ensalada orgánica estaba tan fresca como recién salida del campo.

El martes pasado, Karlie llegó estaba preparando la cena junto a su familia con algunos alimentos recién comprados en el supermercado Pick ‘n Save en Glendale.

Todo lucía normal hasta que descubrieron un invitado sorpresa en su comida.

La mujer encontró a una rana viva dentro de su paquete de lechugas orgánicas.

«Estoy al otro lado de la habitación y escucho un chillido y un ruido sordo. Santo Dios, qué es esto que está pasando», dijo la Sra. Allen.

Impactada por el descubrimiento, Karlie decidió grabar el momento, pues no podía creer que eso estuviese sucediendo.

“Pensé dos cosas, ‘Primero, ¿cómo diablos llegó eso allí?’ y ‘segundo, que eso era absolutamente asqueroso'», recordó la consternada mujer.

Como era de esperarse, ninguno de los testigos se atrevió a abrir el empaque de la ensalada

La familia decidió mantener resguardado al inesperado huésped durante esa noche para ir hasta la tienda, al día siguiente, y levantar una queja.

Misteriosamente, el anfibio logró escapar del envoltorio pero Karie conservaba el vídeo como prueba de lo ocurrido. La mujer se sentía realmente indignada por el hallazgo, pero al parecer esto puede ser más “normal” de lo que parece.

El supermercado Pick’n Save declaró que al tratarse de alimentos orgánicos, estas situaciones podían ocurrir ocasionalmente.

“Aunque es raro, de vez en cuando vemos insectos y otros animales pequeños como ranas en empaques con productos frescos. En este caso, el cliente devolvió la lechuga orgánica para un intercambio”, comentó el vocero de la tienda.

Efectivamente, la mujer obtuvo un reembolso por su compra, gracia a que conservaba el vídeo que evidenciaba el desagradable momento.

Karie recuperó su dinero, pero probablemente, le cueste más recuperar su confianza en este tipo de productos y el recuerdo del desagradable momento la perseguirá por un buen tiempo. Seguro después de ver esta noticia pensarás dos veces antes de comprar paquetes de comida orgánica como este.

Comparte esta nota y recuérdales a tus amigos verificar muy bien sus frutas y hortalizas. Por lo general, estas vienen en empaques transparentes, así que mejor echar un ojo antes de llevarse esta clase de sorpresas.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!