Buscan hogar para esta hermosa gatita adulta, pero tiene una rosada obsesión

A Poppy la encontraron vagando, enferma y sola, en las calles de Londres, Inglatera, y fue rescatada por RSPCA (Royal Society for the Prevention of Cruelty to Animals) en abril de este año.

La dulce gata negra tiene alrededor de 11 años, es toda una adulta, y aunque no le gusta mucho estar con otros gatos, es muy calmada y encontró en una mantita rosa de la cerdita Peppa, una gran fuente de tranquilidad.

Poppy y su manta rosa de Peppa Pig.

Poppy es muy tímida y temerosa, pero muy dulce, y tener algo con lo que siempre puede contar, y tenerla con ella todo el tiempo, ha sido de una gran ayuda para la recuperación de su salud. Increíblemente, esa manta rosada de la famosa cerdita de la televisión, ha sido clave para la gata.

Apenas le acercaron la manta, se negó a dejarla o acostarse en otra. Desde que la vio, se convirtió en su objeto favorito en el mundo.

Además de dormir con la manta, le gusta meterse dentro de ella.

“Es una gata muy amigable, pero no le gustan otros gatos, por lo que necesita un hogar en donde sólo viva ella”, cuenta Lee Stewart, gerente del albergue de gatos RSPCA’s Stapeley Grange cattery, de Londres.

“Lo que más le gusta, sin embargo, es su mantita de Peppa Pig, en la que siempre se acurruca y la cual lleva para dormir. Otras mantitas no son lo mismo para ella, por lo que tiene que llevársela al que sea su nuevo hogar, no podría estar sin su amada mantita de Peppa”, cuenta Lee.

A Poppy le gusta acurrucarse bajo la manta, sentarse arriba, acarrearla con ella, envolverse o tenerla siempre cerca. Mientras la manta esté cerca de ella, es la gata más feliz del mundo.

A veces se separa de su mantita, pero sólo unos metros ?

La gata ha estado en el refugio de gatos por 6 meses, y nadie sabe bien por qué no ha sido adoptada. A pesar de ser una gata muy adulta, Poppy es ágil y juguetona, y lo único que hace es buscar un lugar tranquilo donde pueda acurrucarse y dormir largas siestas. Y, por supuesto, hacerlo con su mantita rosa de Peppa.

“Queremos ubicarla en una casa donde pueda estar tranquila, donde ya hayan tenido otros gatos”, explica Lee. “Le gusta hacer algo de alharacas y sabemos que sería una compañía amorosa para quien la adopte”.

Mientras tanto, Poppy sigue en el refugio, con su mantita rosa de Peppa Pig cerca, esperando que alguien quiera adoptarlas a las dos.

Si te interesa adoptarla, puedes contactarte con RSPCA por email a stapeleycattery@rspca.org.uk.

 ¡Poppy espera un hogar definitivo!

RSPCA

Si no puedes adoptarla, comparte la nota para que ayudemos a encontrarle un hogar ?.

¿Te gustó?

EL VIDEO DEL DIA

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!