Intentan intercambiar un cachorrito por un iPhone pero la gente lo salva justo a tiempo

Hoy en día, gracias a las redes sociales, se ven cosas realmente sorprendentes, ya sea en el buen o en el mal sentido de la palabra. Y así lo presenció de primera mano una amiga de Emma Haswell, fundadora y directora de la granja Santuario Brightside, en Australia, cuando revisaba Facebook y se encontró con una impactante publicación.

Mi amiga revisaba Facebook cuando encontró la publicación donde se intercambiaba un perrito por un teléfono iPhone”, declaró Emma.

Sin embargo, pese al asombro que una noticia así pueda causar, en Emma no causó gran conmoción ya que está acostumbrada a tratar casos similares gracias su propia experiencia rescatando perros y animales de granja. No obstante, esta fue la primera vez que vio que quisieran intercambiar a un cachorro por un iPhone.

La situación no hizo más que empeorar cuando se enteraron de la edad de la cachorrita, la pequeña solo tenía 14 semanas.

Me afligió mucho ver que la cachorrita se encontraba en una situación donde no se le daba ningún valor como ser viviente”, dijo Emma.

Sin perder el tiempo, la amiga de Emma se puso en contacto con el vendedor de la cachorrita; ella tenía algo de dinero para ofrecer por le perrita, pero se negó rotundamente a pagar el precio de un iPhone.

Con la pequeña ya en mejores manos, Emma usó los contactos de la Granja Santuario Brightside para encontrarle un nuevo hogar donde poder ser amada y cuidada como ella merece, sin temor a ser tratada como un objeto nunca más.

Por fortuna, la cachorrita no esperó demasiado, ya que la primera familia que la conoció se quedó irremediablemente encantada con ella y decidió adoptarla de inmediato. Ahora Possum, como la llamaron, está junto a una familia amorosa.

“Ella es muy querida”, dijo Emma. Possum enamoró a primera vista al pequeño de la familia, quien al momento de verla dijo “mi cachorrito”.

The Dodo

La familia al mismo tiempo adoptó también a otro pequeño cachorro, un adorable Beagle; pero el niño tuvo una conexión inmediata con Possum. Gracias a ello,ese mismo día se dirigió a su nuevo hogar.

Emma afirma que no dudaría ni un segundo en rescatar otro cachorro como hizo con Possum. Nadie merece ser tratado como un objeto.

Si puedo poner a salvo a otro a animal y cambiar el curso de su vida, así lo haré, tal y como lo hice con Possum”, dijo Emma.

Una vez más las redes sociales nos han mostrado que pueden ser usadas de mala manera poniendo en riesgo vidas animales, pero a su vez pueden ser usadas para cambiar sus destinos para bien como quedó demostrado con Possum.

Comparte esta historia en tus redes y lleva conciencia a los demás.

NUESTRO VIDEO DEL DIA

¿Te gustó?

Deja tu comentario

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!