La agotada osa polar que recorrió más de mil kilómetros para ir a una ciudad en busca de comida

Son muchas las advertencias y las campañas que se han hecho en todo el mundo para alertar sobre el enorme peligro del cambio climático y la necesidad de tomar medidas lo antes posible.

Sin embargo, pocas cosas tan claras como una imagen. En este caso se trata de una pobre y débil osa polar que ha llegado a una ciudad industrial rusa. No es en absoluto natural toparnos con estos animales en las ciudades

La osa fue vista en la ciudad de Norislk al norte de Siberia.

Se trata de seres que desde hace mucho tiempo han hecho su vida en el Ártico, pero el calentamiento global ha ido eliminando cada vez más las condiciones que tanto necesitan para hacer su vida.

Esta osa fue la primera vista en la ciudad desde hace 40 años lo cual significa un gran llamado de alerta. No hay duda de que se encuentra verdaderamente desesperada y ha recorrido esta gran distancia con un único fin: tratar de sobrevivir.

Se calcula que la osa recorrió cerca de 1.300 kilómetros para llegar hasta allá.

Los testigos del lugar indican que se ve demasiado débil. A duras penas puede moverse y sus ojos se encuentran llorososOleg Krashevsky, una experta en vida silvestre ha sido una de las especialistas en ver a esta linda osa polar de cerca.

Lo que más le preocupa es el estado de su visión ya que todo parece indicar que las cosas no marchan del todo bien con sus ojos.

Cada vez son más los osos polares que llegan a las calles de Rusia en busca de comida.

La osa polar pasa las horas tristemente acostada en el suelo. Allí no hace más que levantar su cabeza cada cierto tiempo con la esperanza de captar algún olor a comida. Está muy débil y todo lo que quiere es alimentarse.

Se encuentra en los alrededores de una fábrica y bajo la vigilancia policial. Los servicios de Emergencia quieren asegurarse de que tanto la osa como los residentes se encuentren a salvo”.

Sin embargo, esto no es suficiente. Cada minuto que pasa puede resultar vital para la vida de esta osa polar. Nadie ha tomado medidas definitivas ya que se encuentran en espera de las instrucciones del gobierno.

El gobierno está discutiendo si la trasladaran de nuevo hacia su hábitat natural o la llevarán a algún zoológico.

Exigimos que se tomen medidas lo antes posible para salvar la vida de un hermoso animal que no ha hecho más que sufrir las devastadoras consecuencias del calentamiento global. Merece pasar el resto de sus días en un santuario donde pueda encontrarse libre y su salud sea garantizada por los especialistas.

¿Qué opinas de estas impactantes imágenes? Comparte esta nota para unir tu voz y apoyar a esta pobre osa polar que tanto necesita de ayuda.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!