La capital mundial del asesinato de avestruces suministra pieles y plumas a marcas de lujo

Moda, esa tendencia que vuelve ciego a más de uno olvidando que muchas veces nuestros indefensos animalitos son las principales víctimas para hacernos lucir un atuendo, que por ignorancia u omisión de lo que padecen los animales terminan en nuestro armario.

Víctimas de la pasión desbordante de complacer al hombre por verse exóticos, pasan por terribles situaciones donde su cuerpo inerte y totalmente transformado se convierte en una lujosa pieza que termina siendo expuesta en reconocidas pasarelas de moda.

El avestruz pertenece a la familia de aves rátidas.

Tal es el caso de avestruces quienes son sacrificadas para suministrar pieles y plumas a grandes casas de moda como Hermès Birkin, Prada y Louis Vuitton, por nombrar algunas de las más reconocidas. En el 2015, los investigadores de PETA realizaron una investigación en Sudáfrica donde obtuvieron fuertes y gráficas imágenes de compañías que se especializan en matar este tipo de aves.

Habitan principalmente en África.

Los detectives encubiertos fueron testigos de la masacre a la que se someten estas aves, comentan que primero los trabajadores las obligan a entrar en pequeñas cajas de aturdimiento para luego cortarles despiadadamente la garganta. Las otras aves esperan del otro lado observando desesperadamente el final de sus compañeras y su turno al infortunio destino que les espera.

Flores y hojas son su principal alimento, también comen de roedores e insectos.

Los mataderos de avestruces suministran pieles y plumas a importantes casas de modas europeas. El sufrimiento al que son sometidas estas aves no tiene comparación, muchas de sus plumas son arrancadas cuando están vivas y totalmente conscientes. Las terminan de “desnudar” después de ser ejecutadas brutalmente en el matadero, le quitan toda su piel para luego dividir y separar las extremidades y las distintas partes de su cuerpo.

Tienen alas pero no vuelan, son corredoras.

La carne de avestruz se vende en toda Sudáfrica y se exporta principalmente a Europa. La investigación ha causado indignación a los activistas de todos los amantes de los animales quienes rechazan y exigen que las distintas casas de modas dejen de usar avestruces y otras pieles exóticas de los indefensos animalitos en sus colecciones.

Pueden correr hasta 40mph en tiempo prolongados.

Las casas de moda que tienen sucursales en varios países del mundo venden sus productos en elevadas sumas millonarias convirtiéndose en prendas exclusivas  de la metrópoli. Las avestruces jóvenes son sus principales víctimas, estas aves por lo general permanecen con sus padres hasta los tres años, pero muchas veces son arrancadas  para criadas en granjas industriales.

Muchos accesorios salen al mercado diseñados con piel y plumas de avestruz.

Nada justifica este tipo de acciones, es hora de ser conscientes y pensar dos veces a la hora de adquirir algún producto que terminará en nuestro armario. Solo así motivaremos un pequeño cambio para salvar la vida de cientos de animalitos.

No te vayas sin compartir esta historia en tus redes  y ayúdanos a dejar esa pequeña huella de consciencia  que tarde o temprano hará la diferencia.

¿Te gustó?
Más noticias sobre:

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!