La increíble recuperación de una poni casi sin aliento que fue «dada por muerta» por su dueño

Hay criaturas que pese a todo el daño que les puedan ocasionar tienen un corazón realmente guerrero y son capaces de demostrar las más impresionantes recuperaciones.

Pese a que no todas las historias tienen un final feliz, el cambio que ha dado esta poni nos recuerda por qué aun en los momentos más difíciles vale la pena resistir.

Heidi ahora luce un hermoso pelaje pero la historia que hay detrás de ella es realmente impresionante. Esta poni fue encontrada en las condiciones más terribles, su negligente dueño la descuidó a tal punto que apenas podía mantener su respiración.

El día en que sus rescatistas la conocieron, el frágil equino estaba tumbado en el suelo pues no tenía ni fuerzas para mantenerse de pie. Su respiración era tan débil que la primera persona que la vio creyó que no tenía vida, debió acercarse para notar que aún tenía signos vitales.

Heidi parecía un cuerpo inerte en el suelo.

Rescatistas de la Sociedad Británica de Caballos hicieron una visita a una propiedad en East Durham (Nueva York) en abril de 2018, después de una denuncia recibida por la Sociedad Real para la Prevención de la Crueldad hacia los Animales.

“La voluntaria estaba horrorizada por lo que ella pensó que era un caballo muerto entre el barro y la basura.  Momentos después, sin embargo, el caballo fue visto respirando y la voluntaria sorprendida rápidamente hizo una llamada de asistencia», agregó.

La poni el día de su rescate, luchó por mantenerse de pie.

El propio dueño de Heidi había hecho gestiones para que pasaran a retirar al poni que había dado por muerta. Quizás, creyó que nadie notaría su terrible negligencia y simplemente trató de lavarse las manos

“Cuando aparecieron los rescatadores, se encontraron con un knackerman (profesional que retira cadáveres) que había sido llamado por el dueño para que viniera a recoger su cuerpo. Si él pensaba que ya estaba muerta es irrelevante, había sido objeto del más terrible sufrimiento”, dijo Wendy Suddes, salvadora de Heidi.

Heidi estaba en los huesos y tenías algunas escaras en su cuerpo.

La organización benéfica Here4Horse ha velado por Heidi desde el día de su rescate y su recuperación ha sido realmente increíble.

A casi dos años de haber sido hallada, el equino se convirtió en la criatura más majestuosa de todas. Ahora lleva una vida tranquila al cuidado de los voluntarios del refugio.

Su recuperación fue paulatina pero asombrosa.

Para muchos esta ha sido una de las recuperaciones más increíbles que han podido presenciar.

“Rara vez hemos visto un caso tan grave de negligencia y a pesar de muchos contratiempos durante el proceso de recuperación, Heidi siempre mostró un espíritu valiente y luchador. Creemos que este espíritu fue fundamental para su notable recuperación”, destacó esta organización.

Ahora está pequeña puede galopar libremente.

Ver el antes y el después de Heidi debe servir de motivación a todos aquellos voluntarios y rescatistas independientes que dedican su tiempo y energía para salvar a tantos animales que son diariamente maltratados. 

Ver a Heidi en la actualidad es enamorarse a primera vista pero pocos conocen su historia, comparte esta nota y recuérdale al mundo el motivo de tantas luchas.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!