Liberan a un triste perrito esquelético atado a un árbol temblando de frío, pero él reacciona

En el mundo existen personas sin corazón que parecen no dimensionar el daño que pueden causarle a una criatura cuando deciden dejarla de lado. Cada vez llegan más noticias de abandono animal y el nivel de crueldad parece intensificarse, pero allí donde existe la maldad está la justicia y el amor para contrarrestarla.

Precisamente esto es lo que ha sucedido con un perrito rescatado a  orillas del Río Marne en Francia.

Esquelético, con los ojos suplicando auxilio y su cuerpecito temblando del frío, fue hallado un animalito a principios de febrero. La pareja que lo descubrió quedó destrozada con sólo verlo, alguien despiadado no sólo lo dejó allí solito sino que en su cuello colgaba una cadena que lo mantenía sujeto a un árbol a la orilla del río. 

El pobre animal no tenía manera alguna de buscar ayuda para librarse del peligro.

El perrito fue hallado alrededor de las 5:00 pm por un par de amigos que se ejercitaban por la Chemin Beauregard, entre la línea del ferrocarril y el río Marne en Coolus, según informó Pierre Charlet el alcalde de la localidad.

El can se mostró un poco agresivo.

La pareja alertó a la municipalidad de Compertrix sobre el caso para que el perrito pudiese ser recatado por Control Animal. Por esa razón fue el mismo alcalde quien se encargó de dar la orden para ayudar a la indefensa criatura.

«Por mi parte, llamé a los servicios municipales de Châlons-en-Champagne, con quienes tenemos un acuerdo que les autoriza a recuperar perros callejeros o peligrosos», especifica Pierre Charlet.

El caso indignó mucha a la comunidad, después de que las mismas personas que lo hallaron se encargaran de compartir la noticia y fotografía con algunos amigos. El perrito se encontraba sin chip pero se presume pertenecía a alguna familia que lo había descuidado antes de abandonarlo.

 «Estaba domesticado, pero en muy mal estado, muy delgado. No había sido alimentado durante algún tiempo”, comentó Pierre Charlet.

Al no dar con el paradero de los dueños la criatura fue llevada al refugio Charlotte-Even que está a cargo de la Asociación Châlonnaise para la Protección de los Animales (ACPA) en Fagnières. Desde allí el animalito fue visto por un veterinario y entró en un régimen especial de alimentación ante la evidente desnutrición que presentó.

Así de angustiado estaba el peludito en el momento de ser hallado.

La policía municipal abrió una investigación para dar con el antiguo dueño del animal y saber si esa misma persona es la responsable del abandono, lo cual representa un delito.

Esperemos las autoridades den con el desalmado que hizo sufrir al peludo hasta ese estado y lo dejó sólo y a la intemperie, por ahora el refugio se encarga de borrar sus lesiones físicas y emocionales.

Son muchos los casos de maltrato pero no por eso hay que dejar de denunciarlos, comparte esta historia y que los desalmados sepan que sus bajezas deben ser castigadas.