“No está asustado” – Un niño de 3 años juega relajado con una enorme pitón

Lo normal es que veamos a los niños en compañía de perros, gatos, o cualquier animal doméstico con quienes tengan un vínculo especial y puedan interactuar, jugar y estar protegidos.

Para algunos pequeños incluso los perros sirven de apoyo emocional y les ayudan en su crecimiento a reforzar valores como la empatía, la solidaridad y el compromiso.

En esta oportunidad, salió a la luz un vídeo de un niño de 3 años jugando tranquilamente con una enorme culebra.

El niño está en lo que parece ser su vivienda acostado sobre la peligrosa pitón, quien está grabando las escenas con su teléfono móvil no parece estar nada preocupado por el riesgo de que el animal ataque al menor.

Aunque no se ha revelado la identidad del pequeño ni de su familia, se pudo conocer que el vídeo fue grabado en Indonesia, donde en los últimos dos años han fallecido dos personas a causa de picaduras de culebras de este tipo.

La serpiente deja que el menor levante la cabeza y la mueva, mientras él se para sobre sus espirales gigantes y hasta se sienta con la pitón envolviendo todo su cuerpo.

En el vídeo se ve cómo el niño sostiene a la serpiente cerca de su cabeza e intenta tirar de ella en un suelo de baldosas mientras se mueve hacia otra habitación.

Accidentalmente, el pequeño golpea levemente a la pitón en la cabeza. Las escenas han causado una ola de indignación en las redes por exponer a un niño inocente a tan grave peligro.

Las pitones se encuentran comúnmente en Indonesia y todo el sudeste asiático, este animal es capaz de constreñir a sus presas atentando contra su vida.

Generalmente sus presas son animales más pequeños, pero también cazan ciervos adultos, antílopes e incluso seres humanos.

En Indonesia se registró el caso de un granjero de 25 años que fue hallado sin vida dentro del vientre de una pitón de siete metros.

También se conoció el caso de una mujer de 54 años identificada como Wa Tiba, que desapareció y fue hallada dentro de una pitón gigante que llegó a su jardín.

Cuesta comprender cómo los padres o responsables del pequeño permiten que esté junto a un animal tan peligroso que debería estar en plena libertad en su hábitat natural.

En las redes circula el vídeo de otro menor que juega con una pitón gigante en su vivienda.

Al parecer, el menor está acostumbrado a interactuar con la pitón porque lo asume con completa normalidad y en su lenguaje corporal no se percibe temor alguno. Es un aprendizaje que ha adquirido de su entorno, y naturalmente, a su edad, no tiene noción del riesgo.

Es alarmante la situación, ningún niño debería estar sometido a un acto de negligencia como este. Las serpientes deben permanecer libres sin la intervención de los seres humanos que pueden alterar su conducta ocasionando graves accidentes.

Comparte esta noticia y alza tu voz contra este hecho que indigna a miles de personas en todo el mundo.

Más noticias sobre: