Pareja se acerca a acariciar un perrito en la carretera y llora al ver cómo fue abandonado

Una pareja se ha convertido en los verdaderos ángeles terrenales para un perrito que fue abandonado en la carretera.

Si bien el tiempo pasa y se apuesta por un mundo cada vez más empático, nos topamos con historias que revelan la otra cara, esa llena de maldad donde seres inescrupulosos no miden sus acciones y terminan lastimando a los más inocentes.

Por fortuna, siempre hay personas dispuestas a sumar y demostrar que los buenos somos mucho más.

Pareja rescata a un perrito abandonado en la carretera

pareja

Un ejemplo de ello son una pareja que conducían por una carretera muy transitada cuando vieron un pequeño bulto a un lado de la calle, al acercarse notaron que se trataba de un perrito que estaba en pésimas condiciones.

Necesitaba atención médica de inmediata, de lo contrario, no lograría sobrevivir por mucho tiempo.

Alguien lo dejó ahí como si se tratara un objeto viejo, o un ser sin emociones ni sentimientos.

Lo que más llamó la atención de la pareja fueron las heridas que tenía el perrito sobre su cabeza, estaba inmóvil tirado sobre sobre unas cajas de cartón, con sus patitas rotas y cubierto con una manta roja.

Es posible que quien lo abandonó sintiera algo de arrepentimiento y lo cubriera con una vieja manta para protegerlo del frío. Pero esto no minimiza sus acciones ni su responsabilidad, el daño estaba hecho y la única víctima sufría sin entender lo que estaba pasando.

Son muchos los peluditos abandonados que suplican una segunda oportunidad.

Cuando la pareja se acercó al peludito, este simplemente se rindió ante sus caricias, con mucho cuidado lo tomaron entre sus brazos y lo llevaron al vehículo, rápidamente lo trasladaron a una clínica veterinaria donde recibió toda la atención que necesitaba.

Al examinarlo comprobaron su delicado estado de salud, las heridas estaban abiertas por lo que necesitó antibióticos y curas constantes para ayudarlo a sanar.

El dolor invadía su cuerpo, por lo que le suministraron varios analgésicos, sin embargo, lo que más ayudó al perrito a salir de la difícil situación en la que se encontraba fue el amor de sus rescatistas.

La pareja nunca lo abandonó, se quedaron con él durante todo el proceso de recuperación y le hablaban constantemente en voz baja, lo arrullaban y lo alentaban a salir adelante con sus oraciones.

No fue nada sencillo, una de sus patitas estaba muy lastimada por lo que el personal médico se cuestionó si volvería a caminar. Fue necesaria una intervención quirúrgica, a pesar de todo lo que había pasado, siempre mostró su lado dulce y paciente con las personas que lo rodeaban.

Sin duda, se trataba de un perrito muy valiente. La operación fue éxito, su recuperación fue larga pero contó con todo el apoyo de la pareja que desde el día uno, lo acogió y lo trató como un ser que merece todo el amor y el respeto del mundo.

El perrito fue dado de alta y continuó su recuperación en un nuevo hogar, al lado de personas dispuestas hacerlo feliz que apuestan por fortalecer su vínculo con cada día que pasa.

Se nos agita el corazón de alegría al saber que este perrito se encuentra con las personas correctas, que está sano y es amado.

De ninguna manera podemos tolerar que más personas sigan haciendo daño a seres que solo vinieron al mundo a demostrarnos el verdadero amor.

No podemos dejar de repudiar el comportamiento de sus antiguos dueños, nada justifica sus acciones. Alcemos la voz y sigamos luchando por causas justas, por un mundo donde el respeto y el amor prevalezca para todos los seres vivos.