Pasó 8 años encerrado en una pútrida jaula sin amor, ahora lucha por conseguir un hogar

Cada día, las historias de animales de compañía que son hallados sufriendo y desolados en sus propios hogares, nos dan una lección diferente y nos demuestran que, quienes tomaron la decisión de no amarlos estaban completamente mal y equivocados.

No obstante, una vez que este tipo de personas actúan de esta manera, ya no hay vuelta de tuerca que valga y los afectados, como Rex, entran en una vorágine de dificultades en medio de un punto de no retorno.

Nuestro amigo peludo es un flamante pastor alemán quien fue encontrado y sacado de la indignidad de una jaula en la ciudad francesa de Estrasburgo. Debió pasar por grandes penurias durante un largo tiempo, antes de ser puesto a salvo y convertirse en todo un ejemplo de superación y de amor por la vida.

Fue trasladado hasta la Sociedad Protectora de Animales de Estrasburgo, donde pronto recibió los cuidados médicos tan urgentes para él. Y es que, para Rex, los días se limitaban al diminuto espacio de una jaula, durmiendo en el fango, en medio de sus propios deshechos, sufriendo las peores condiciones de vida.

Afortunadamente, este grupo de activistas y defensores de los derechos de los animales, lograron ubicar al ejemplar de 8 años de edad y mirada triste, y extraerlo de ese oscuro infierno al que fue confinado de manera abusiva e injusta.

Qué mirada más triste

“Aquí está Rex, de 8 años, que ha estado toda su vida en una cabaña, nunca ha salido, haciendo sus necesidades donde dormía. Sin juegos, sin interacción, solo en la soledad de estas cuatro paredes y a veces una puerta que se abría para deslizar croquetas o un cubo de agua”, describieron desde la Sociedad

A través de la misma publicación en sus cuentas de las redes sociales, esta organización actualizó la información del peludo quien, por fortuna, se encuentra bien y recuperándose, dando muestras de lo buen compañero y lo valiente que puede ser esta dulce mascota de raza recia en el futuro.

“Rex ha demostrado ser un perro fuerte, con un instinto de supervivencia a prueba de todo ya que, a pesar de todas las vicisitudes y obstáculos que tuvo que superar, cada vez se lo ve más preparado y listo para partir hacia un nuevo horizonte que lleve el nombre de ‘familia’”, dijo un portavoz de la asociación.

Desde la Sociedad Protectora de Animales de Estrasburgo, sus portavoces también han aprovechado para enviar un mensaje a los usuarios para pedir a quien así lo desee, esté dispuesto y tenga la capacidad de brindarle un nuevo hogar para siempre a Rex, no dude en hacerlo.

“Aunque nació de alto linaje, estos 8 años de vida solo habrán sido sufrimiento y desesperación. Es un perrito dócil, atento, que ama los abrazos y juega al fútbol. ¿Quién está disponible para ofrecerle lo mejor a este pastor alemán de alto linaje?”, añadieron.

Esperamos que nuestro buen amigo Rex aprenda muy pronto a adecuarse a su nueva vida y pueda socializar con otros perritos. Pero, sobre todo, que sepa que no todos los humanos somos iguales, y que existe gente muy abocada a brindar salud y bienestar a muchos animales como él.

Comparte esta historia con tus familiares. Todos tenemos claro, porque lo sabemos de primera mano, que no existe algo mejor en el mundo que un tierno y cálido abrazo de amistad. Adopta con amor a una mascota, ellas te lo agradecerán, tal vez Rex es el indicado para ti.