Un perro lucha por morderse la cola – Cuando lo logra tiene una crisis existencial

Max es un perrito como cualquier otro: le encanta comer, tomar la siesta y salir de paseo. A él también le pareció interesante intentar atrapar su cola.

Max y su madre humana, Abbie, se quedaron en casa debido al mal tiempo en Jackson, Mississippi.

Ella estaba grabando a Max teniendo un entretenimiento canino, y ocurrió algo increíble.

Justo después de haber conseguido atrapar su cola tiene la reacción más extraña. Su mirada no tiene precio ¿Qué podría estar pensando exactamente este chico?

El video muestra a Max como sorprendido por su repentino éxito, no tiene idea de qué hacer.

Entonces como si se tratara de un sueño hecho realidad, parece decidido a que ese momento perdure. Max se queda inmóvil unos segundos antes de retirarse de la habitación con la cola en su boca, probablemente para esconderse en un lugar seguro y no le quiten su presa.

Abbie no puede parar de reír mientras graba la escena: «¡Ya lo tienes!»

El vídeo fue publicado en Twitter por Harrison Parker, amigo de Abbie, y se convirtió en toda una sensación en las redes.

«El perro de mi amigo, Max, finalmente atrapó su cola, y luego ya no supo qué hacer consigo mismo», escribió Parker junto al video.

Quizás Max nunca se entere que de la noche a la mañana cientos de personas de todo el mundo lo conocen por su singular afición de intentar capturar su cola. Hasta el momento ha obtenido más de 2,87 millones de reproducciones, 189 mil retuits y 689 mil  “Me gusta”.

«Conozco a Max poco después de que Abbie lo adoptó. Es realmente el perro más divertido y tonto que he conocido, así que recibo videos de él todo el tiempo», dijo Harrison

“Le pregunté a Abbie si podía publicarlo y me dijo que sí. Ninguno pudo preveer el alcance que tendría, pero estamos realmente felices de que Max pudiera transmitir tanta felicidad con su adorable momento de captura«, explicó.

Facebook / TheDodo

Los usuarios también dieron a conocer experiencias similares, como la compartida por Mariéad Lynn:

«Mi niña Aoife hizo lo mismo. Su mascota gira sin parar sujetando su cola hasta perder el equilibrio».

Los canes al igual que muchos humanos exhiben manías que los lleva a tener comportamientos impredecibles que resultan muy divertidos.

Que un perro intente atrapar su propia cola es un pasatiempo bastante habitual y normal en algunos de ellos. Sin embargo, puede que no se trate de un juego si notas que la conducta se repite excesivamente; en ese caso, lo mejor es consultar a un veterinario.

Sorprende a tus amigos compartiendo la divertida reacción de Max.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!