Publica una adorable sesión de fotos postboda con un invitado muy especial y se hace viral

Marianna Zampiera es una gran fotógrafa, pero además de eso, es una amante de los gatos.

Su trabajo lo demuestra, pues a lo largo de su vida ha dedicado su tiempo a desarrollar varias series inspiradas en estos adorables animales.

Todo comenzó el día del matrimonio de Marianna. Ella no solo quería hacer una sesión de fotos privada en la que plasmara la felicidad que le producía prepararse para su gran día.

Mariana también quería compartir esa alegría con Arthur, su amado gato, que se había convertido en su compañero inseparable.

Arthur y Marianna fueron los primeros en este estilo de fotos postboda

Entonces Marianna hizo algunas fotos en las que compartía con su amigo peludo y se le ocurrió que quizás otras parejas querían imitar su idea.

Fue así como comenzaron a surgir encargos de sesiones fotográficas íntimas en las que novias y parejas incluyen a un invitado muy especial: su gato.

Una pareja de amigos le pidió a Marianna que los fotografiara junto a sus tres gatos y el resultado fue realmente muy bello.

La idea fue creciendo y en la actualidad muchas personas planean su sesión de fotos postboda incluyendo a sus amadas mascotas.

Marianna ha dedicado buena parte de su vida a fotografiar gatos

Marianna, que es una amante empedernida de estos animales, se ha dedicado por años a capturarlos con su cámara. No solo ha posado para ella su buen Arthur, también desarrolló un trabajo fotográfico muy famoso llamado Gatos en Venecia.

Su documentación de los mininos que abundan en esta ciudad italiana se convirtió en un libro en abril del 2018 y ahora Marianna va detrás de otra inquietud: captar con su lente lo que ella misma ha llamado como Catisfaction o algo así como Gatisfacción en español.

Pronto otras parejas quisieron incluir a sus mininos en sus fotos de boda

Marianna asegura que los perros no son los únicos que sonríen y que los gatos también tienen la particularidad de poder expresar sus emociones a través de un gesto de amor o alegría. Ella va detrás de esos gestos y los registra con su cámara.

Marianna ya tiene más de seis años solo fotografiando gatos, así que si hay alguien que puede saber del lado fotogénico de estos animales, esa debe de ser ella.

Su serie, Catisfaction registra a los gatos la mayoría de las veces en compañía de sus amos, reflejando en sus gestos esa sensación de felicidad. Marianna asegura que cuando ve las fotos que ha tomado y seleccionado para este proyecto, ella misma no puede parar de sonreír.

Podemos comprobar, a través del trabajo de Marianna, que pocos animales tienen ese poder de seducción que tienen los gatos, capaces de hacernos reír, sentir ternura o una profunda empatía.

Así Marianna, entre otras cosas, va detrás de la Catisfaction

¿Y tú? ¿Qué opinas? ¿Has sido testigo de alguna vez de esa sensación de Catisfaction? Si es así, no dudes en compartir esta linda historia en tus redes sociales, puede inspirar a muchos.

¿Te gustó?
Más noticias sobre:

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!