Responde a quienes lo acusan por viajar en motocicleta con su perrita -“Me dio por experimentar”

Una adorable perrita color canela ha causado revuelo en las redes sociales después de que se difundiera un video en el que se le ve conduciendo una motocicleta junto a su dueño, Sebastián Mejía.

La perrita fue vista manejando en la avenida regional de Medellín, Colombia, no pasó mucho tiempo para que su dueño recibiera fuertes críticas y se le acusara de maltrato animal.

Natacha siempre va feliz frente al volante.

Tan solo un par de semanas después del amargo incidente en el que Sebastián se vio inmerso ha decidido hablar y contar su versión de la historia. Natacha es el nombre de la perrita, es de raza pitbull y al parecer es una amante de las aventuras.

Su dueño narra que solo basta que él prenda la moto para que la perrita reconozca el sonido y rápidamente comience a mover su colita como una invitación directa a la aventura.

Para Sebastián es mucho más que una mascota.

Siete años han pasado desde aquel día que la vio por primera vez y decidió que quería hacerla parte de su familia. Sebastián comenta al respecto:

“Me enamoré de ella y me la llevé para mi casa sin consentimiento de mi familia, ni de mi mamá ni de mi hermana, solo llegué con ella cuando era una cachorra”.

Lo que el joven nunca imaginó es que se encontraría con una perrita poco común, una amante de las motos y de los viajes.

Al escuchar el rugir del motor, la dulce perrita se sube, se sienta y ubica sus patitas delanteras frente al volante.

“Le enseñé desde cachorra, como cuando uno le enseña a los hijos a montar bicicleta. Cuando ella tenía 3 años vi que ya no se movía, era totalmente estable, y me dio por experimentar y le puse la patita en el acelerador”. Agregó Sebastián.

Para Sebastián, la dulce perrita no es solo una mascota, la trata como a una hija y se asegura de darle toda la atención que merece.

Antes de salir de casa Sebastián protege a lo más valioso que tiene poniéndole suéter y gafas profesionales, algo que sin duda, hace que Natacha luzca mucho más original.

Juntos recorren las calles de Colombia.

Por donde quiera que vaya, Natacha va robando miradas y conquistando corazones, muchos le piden fotos a su dueño, otros miran entre el asombro y la consternación el destino de la perrita.

Para los amantes de los animales, es un acto negligente trasladar a la perrita en ese vehículo sin ningún tipo de seguridad.

Sebastián está consciente que lo que hace con su perrita para muchos es un gran acto de imprudencia, pero asegura que en siete años que lleva haciendo esta práctica con su perrita las autoridades nunca lo habían molestado, hasta hace poco que al parecer a alguien le perturbó el video de Natacha conduciendo la motocicleta.

A pesar de las fuertes críticas que ha recibido el joven asegura que jamás la ha maltratado y la considera como a su hija.

Después de todo no podemos negar que Natacha se ve feliz estando frente al volante, pero tampoco podemos olvidar que como dueño de mascotas somos completamente responsables de sus acciones y lo que hacemos con ellos.

Es importante resaltar que aunque el dueño de la perrita que protagonizó la polémica en las redes, asegura que vela por su bienestar, la expone a diversos peligros al trasladarla en moto de esa forma.

Esta polémica historia sigue dando mucho de qué hablar. Comparte y déjanos saber tu opinión.