Esperó durante 10 años en un refugio hasta que al fin encontró un hogar para siempre

La vida para una mascota en un refugio debe ser muy difícil, pasar día tras día con la esperanza de conseguir un hogar y que a veces esto no suceda les debe partir el corazón, en especial a esos animales para quienes la estadía en la lista de adopción se prologa más de lo que debería.

Sin embargo, la esperanza es lo último que debe perderse pues cada día significa una nueva oportunidad para ser adoptado y más cuando existen tantas familias que quieren incluir a un perrito como un nuevo miembro de la familia.

Lo malo es que la mayoría buscan perritos jóvenes para que su camino juntos sea más largo, los perros mayores corren el riesgo de terminar sus vidas dentro del refugio.

Esto es exactamente lo que sucedía con Roxy, esta amiguita peluda llevaba más de 8 años en el santuario animal, llamado Teckels ubicado en Whitminster, Inglaterra; muchos en el refugio ya pensaban que Roxy no encontraría un hogar para siempre, pero para fortuna de esta peluda las cosas no fueron así.

Los empleados del refugio amaban a Roxy debido a todo lo que habían compartido, así que ellos se encargaron de que la pasara bien y no se deprimiera por estar tanto tiempo encerrada, ellos tenían mucha esperanza para Roxy, sabían que el día llegaría.

Después de muchos años de espera la persona indicada al fin llegó a la vida de esta perrita, Leanne Wenban vio una fotografía de Roxy a través de las redes sociales del santuario y de inmediato de enamoró de ella.

Al ver eso, ya no había vuelta atrás, Leanne debía llevarse a Roxy a casa y convertirla en su familia, pero las cosas no serían fáciles para esta joven, pues si quería a Roxy debía luchar por ella.

Debido a sus largos años en el recinto no sería tan fácil sacar a Roxy de ahí, por lo que Leanne y su pareja tuvieron que visitar a la perrita en el recinto animal durante 6 meses para que ella se acostumbrara a verlos.

Cuando Roxy se empezó a sentir en completa confianza junto a sus futuros nuevos padres, empezó a visitarlos cada tanto en su casa para acostumbrarla al nuevo ambiente, esto sólo era un paso más para que ella tuviera su nueva familia.

Pero pronto llegó el momento en el que Roxy sería adoptada, cuando los trabajadores del refugio se percataron que Roxy amaba por completo a su nueva familia la adopción fue algo sencillo.

Mirror

Esta pasada navidad Roxy tuvo su mejor regalo, pues encontró al fin a su familia con quien compartirá el resto de sus días.

Todos merecemos una segunda oportunidad. Comparte esta hermosa historia con tus amigos.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!