Salvan a un perrito desechado por «inservible» tras terminar gravemente lesionado en peleas

La satisfacción que se sienta en el momento de salvar la vida de alguna criatura no tiene comparación y esto lo saben muy bien esos héroes anónimos que día a día ponen un granito de arena para transformar la vida de un peludito.

No hay que tener precisamente una fundación para empezar a ayudar y esto lo ha entendido muy bien una mujer de Guatemala, que relató cómo fue su primer rescate al lado de su hermana.

El afortunado protagonista de este acto solidario fue Coco, un peludito de raza pitbull, que cuando se volvió inservible para sus explotadores lo desecharon como un mueble viejo.

Coco era utilizado para pelear con otros perros y su cuerpo estaba lleno de marcas.

Cuando las jóvenes vieron a Coco no pudieron dejar de sentir un profundo dolor por lo que le habían hecho, así que decidieron ir detrás del temeroso animal. 

Jacky y Angie intentaron acercarse al pitbull pero esté huyó a un terreno cercano. Coco tenía temor de que las hermanas vinieran a continuar con su dolor. Sin embargo, pronto se dio cuenta cuales eran las verdaderas intenciones de las chicas.

Terreno en el que sus antiguos dueños mantenían a Coco.

“Hoy realicé mi primer rescate junto con mi hermana Angie Alvarado. De verdad no saben la satisfacción que da saber que se le estás cambiando la vida a un perrito. Coco es el nombre de este pitbull que anteriormente era usado para peleas, no sé cuánto tiempo llevaba amarrado, pero tenía una cadena y un lazo en el cuello”, publicó Jacky en su cuenta en Facebook.

Coco con la cuerda en su cuello, poco después de ser rescatado.

Estas mujeres hicieron lo correcto e intervinieron para sacar al peludo del infierno en que lo tenían y brindarle protección y amor en un nuevo hogar.

“El perrito tiene un golpe en la cabeza y orejas (mismo que sus dueñas le dieron) y se puede ver desnutrido y atemorizado. Hoy Coco va a dormir en una nueva casa, en donde va a encontrar el amor que nunca conoció”, agregó Jacky.

Coco en la maletera del automóvil en el que lo rescataron las hermanas Alvarado.

Las jóvenes estaba felices de haber podido ayudar pero a su vez consternadas por tanta maldad y decidieron compartir el caso para invitar a las personas a hacer consciencia contra este tipo de actos.

“Ya basta de ser indiferentes al dolor  toda vida cuenta, si esto le hacen a un perrito, no puedo imaginarme lo que le harán a sus propios hijos. Quién maltrata a un animal, es una persona violenta con todos”, expresó Jacky.

Coco aún tiene algunas lesiones pero está recibiendo cuidados y atención médica.

Las jóvenes también agradecieron a las personas que las asesoraron durante el rescate y que además están ayudando de una u otra manera para que Coco salga adelante. Jacky y Angie están angustiadas pues saben que Coco no es el único que lleva una vida de terror con dueños que los usan para pelear, por eso invitan a todos a denunciar y parar esta atrocidad.

Tú también puedes hacer la diferencia, denuncia, rescata y salva la vida de un peludo para que como Coco puedan conocer lo que es el amor. Comparte esta historia y sé multiplicador de este mensaje.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!