Se queda desconcertado y afligido al ver cómo su dueño destruye su plato de comida favorito

Seguramente habrás notado que a tu perro le gustan más unas cosas que otras y que tienen preferencias distintas a las de las mascotas de tus amigos. Y es que, cada mascota es diferente, al igual que nosotros los humanos. Sin embargo, existen objetos que los perros aman y que nos sorprenden por su sencillez.

Enlaces patrocinados

Una tierna publicación en las redes se ha robado los corazones de cientos de miles de usuarios alrededor del mundo. El protagonista es un pequeño canino de raza Beagle quien nos demostró el cariño que puede tener un animal por sus cosas más preciadas.

Y es que, a este peludo llamado Tutu, lo que más le gusta en la vida es correr libre en un espacio abierto, pero, sobre todo, comer su comida en su plato preferido. Precisamente eso, respetar sus espacios y sus cosas fue lo que no hizo su cuidador.

Lo que ocurrió fue que su despistado papá humano sacó su automóvil del garaje de la casa, sin percatarse de que la fuente de comida de Tutu estaba debajo de una de las ruedas. Al retroceder, la aplastó irremediablemente.

Después del desafortunado accidente, el pequeño esbozó una expresión en su rostro que nos llenó el alma de sentimiento. Era una mezcla de tristeza, sorpresa, desolación y, como no, algo de rabia e indignación al ver su plato de comida favorito hecho trizas, completamente aplanado en el suelo.

Enlaces patrocinados

Se puede observar al perro mover el plato de un lado al otro, tratando con todas sus fuerzas de devolverle la forma original. Sin embargo, al fallar en su intento, Tutu termina por perder las esperanzas y se da por vencido.

Su viejo plato quedó inservible, listo para ser arrojado a la basura. Aunque, a juzgar por el tiempo que dura el perrito tratando de recomponerlo, esto es algo más fácil de decir que de hacer. A su atolondrado humano, no le será tan fácil reemplazarlo.

“Su rostro es un poema. Pobrecito. ¿Por qué le hicieron eso? Ojalá le recompensen comprándole otro más bonito, para que se le pase la tristeza pronto. Los perritos son como niños”, comentó una usuaria.

Aunque es muy probable que su padre le consiga uno más grande, más resistente y más bonito y Tutu lo acepte, la primera comida servida tendrá que ser espectacular, suculenta e inolvidable, para poder medio compensar a su mascota por el mal rato que le causó con su distracción y apuro por salir de la casa ese día.

Enlaces patrocinados

“Los perros son muy inteligentes y aprenden con facilidad. Sin embargo, a ratos debemos tratarlos un poco como bebés o como niños pequeños”, comentó otro cibernauta.

Definitivamente, hacerse cargo de una mascota implica, no solo velar por su cuidado y protección. También hay que alimentarla, vacunarla, divertirnos junto con ellas, e incluso regañarlas cuando cometen una travesura.

A veces, no nos tomamos el tiempo suficiente para reflexionar sobre ello, pero lo cierto es que, sea como sea, nuestros animales de compañía siempre estarán allí para nosotros, dándonos amor y lealtad, en las buenas y en las malas.

A este perrito le destruyeron su posesión más preciada y se mostró muy afligido. Cuesta creer que algunas personas aseguren que ellos no tienen sentimientos. Comparte esta emotiva historia.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!