El gato con una rara condición y que perdió su oreja recibe ayuda justo a tiempo

A veces, parece que los animales saben muy bien a quién pedir ayuda. Vinny es un hermoso gatito que se encontraba solo en las calles y a duras penas logró sobrevivir. Cuando era apenas un cachorro, fue herido por otro animal y perdió una de sus orejitas.

Vinny fue rescatado con menos de un mes de vida.

Logró sobrevivir pero necesitaba atención médica urgentemente. Fue entonces cuanto el lindo gatito decidió acercarse a un niño que resultó el hijo del director de un refugio de animales. Lo llevaron al veterinario y descubrieron que su estado de salud era grave.

Vinny vive en la ciudad de Pensacola en Florida.

Se encontraba terriblemente débil y la herida se le había infectado hasta tal punto había que realizar una intervención quirúrgica. Por suerte, Vinny se encontraba en las manos adecuadas y los rescatistas estaban dispuestos a hacer cualquier cosa para darle una segunda oportunidad.

Vinny fue llamado así en honor a Vincent van Gogh, quien también perdió una oreja.

En la primera cirugía terminaron de extraer su oreja y el canal auditivo. Días después tuvieron que realizar una segunda operación para limpiar un poco más la infección. Ahora sólo era cuestión de recuperar sus fuerzas y para ello necesitaba un hogar.

Un hombre llamado Collin y su esposa decidieron abrirle las puertas de su casa. Pensaron que se trataría de manera temporal pero no tardaron en caer completamente enamorados del dulce gatito.

“Era un gatito muy dulce y simpático. Había pasado por heridas y cirugías terribles pero de todas maneras era muy amoroso”, explicó Collin.

Ahora, que han pasado los meses, Vinny se convirtió en el rey de la casa y adora ronronear muy cerquita de sus humanos para pedirles mimos.

Vinny tiene un hermano perruno con el que se lleva de maravilla

Collin y Liz sabían que se encontraban con un gatito muy especial así que decidieron abrirle una cuenta en Instagram para ayudar a crear conciencia sobre los gatitos que por algún u otro motivo lucen diferentes.

“La gente cree que un gatito como Vinny no tiene futuro. La experiencia nos ha demostrado todo lo contrario. Son como cualquier otro gatito. Merecen amor”, dijo Collin.

Algo que hace a este pequeño Van Gogh aún más curioso: es un gatito polidáctilo. Esto quiere decir que tiene pulgares. Es un verdadero alivio que esto hermoso peludo haya logrado recibir ayuda. El amor de los rescatistas demostró que siempre vale la pena realizar cualquier esfuerzo para salvar a un gatito en apuros.

¿Habías visto a un gatito tan curioso como Vinny? Todos los animales merecen una oportunidad, ojalá que la historia de este felino ayude a crear consciencia sobre la importancia de la adopción. Compártela.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!