Un perrito se convierte en el mejor guía turístico por un poco de alimento y cariño

Sabemos que hay montañas, montes y cerros asombrosos en todo el mundo, pero quien se asome a los miradores del Ausangate, en el Cusco, Perú, descubrirá los mil colores que muestra la Montaña Arcoíris, también llamada Montaña de Siete Colores.

Es una joya geológica que está cobrando gran relevancia turística, tanto por lo inigualable de sus paisajes casi surrealistas, producto de la compleja combinación de minerales en el lugar, como por la aparición de un intrépido perrito en las laderas de este circuito, que ha despertado el interés de miles de turistas que buscan conocer al peculiar anfitrión.

“Doc”, como fue bautizado por los lugareños el simpático animal, emigró desde la comunidad de Ananiso y llegó a la montaña para quedarse y recibir a todos los visitantes que van camino a esta maravilla natural. No se trata, por tanto, de un perro olvidado a su suerte. Por el contrario, su lealtad y cordialidad lo han convertido en un gallardo personaje famoso que se ha ganado el corazón de quienes visitan esta parte de Los Andes peruanos.

Doc es el mejor guía turístico que puede existir

Si lo tuyo es el senderismo y pasas por las laderas de la montaña, podrás ver a Doc liderando los destacamentos de exploración, y si no estás apurado, de seguro podrás fotografiarte con él ya que es muy dócil al contacto humano y lo único que pide a cambio es algo de comida, pero, sobre todo, una buena dosis de caricias y afecto.

“Apenas comienzas a subir, aparece Doc con su imponente figura, siempre listo para acompañarnos a explorar la montaña”, dijo un senderista.

Sin embargo, aunque Doc es el más célebre de los personajes por sus jornadas de resguardo junto a los guías en la zona, este no es el único amigo y compañero de viaje que asoma las narices durante el trayecto en Ausangate.

Existen actualmente decenas de perros habitando en la zona y a la espera, en algunos casos, de ser adoptados por algún visitante de buen corazón; por eso, cuando tengas oportunidad de visitar este mágico lugar no dudes en abrir las puertas de tu corazón a alguno de estos fieles peluditos que, estoy completamente segura, estarán dispuestos a entregarte todo su amor.

La Montaña Arcoíris (Vinicunca), se localiza en la provincia de Quispicanchis, en Cusco. Se puede llegar abordando un vehículo de Cusco a Pitumarca en un viaje que dura alrededor de 3 horas y va por la carretera que conduce de Cusco a Puno.

Caminar junto a un amigo canino es una de las mejores formas de disfrutar de la naturaleza, y en este asombroso lugar, Doc estará siempre dispuesto a escoltarte a través de un paisaje alucinante, considerado como el atractivo más importante de la región, después de Machu Picchu.

Comparte esta hermosa historia con todos tus amigos y fomentemos la adopción animal

¿Te gustó?
Más noticias sobre:

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!