Gatita recibe su propia mini alfombra para unirse al momento de la oración de toda la familia

Los felinos son unas mascotas muy particulares en la participación de las actividades que realizan sus amos o familiares. El carácter de independencia de los gatos hace que cada vez que sus familiares realicen actividades ellos quieran tener un protagónico al lado de sus amos. Hacerlos sentir parte de la familia es un acto de reconocimiento que cada mascota toma en cuenta como una forma de expresión de cariño.

La gatita es muy curiosa, le gusta descubrir todo lo que sucede a su alrededor.

Y es así el caso de Tofu, una gata encantadora que fue adoptada por Mohammad Fahnmi cuando apenas tenía unos pocos meses de nacida. Fahnmi expresa que para lograr que se quedara en casa tuvo que convencer a su madre y a parte de su familia.

Ellos no simpatizaban con el hecho de tener una mascota, pero para sorpresas de todos, Tofu se ha convertido en un integrante que es amada por todos los miembros de la familia.

Siempre quiere estar cerca de su familia sin importar lo que estén haciendo.

El amor que expresan por la tierna gatita es recíproco, ella parece que en todo momento encuentra una forma de expresar su cariño y estar cerca en todo momento, queriendo ser partícipe de las actividades que  realizan en familia.

La casa se convirtió en el mejor lugar para orar debido a la pandemia.

El padre de Fahnmi asiste regularmente durante el día a la mezquita, sus oraciones en ese lugar se han visto modificadas por la pandemia del coronavirus. Estar en casa es la mejor opción en este momento, las actividades que se realizaban cotidianamente fuera del recinto donde se habita ahora es necesario hacerla dentro de ella.

Por esto, el señor Fahnmi ha decidido rezar en un espacio de la casa, al que Tofu siempre tiene acceso y para sorpresa de todos siempre lo acompaña.

La gatita ha entendido lo importante que es para la familia orar.

Las alfombras para la oración han sido llamativas y divertidas para Tofu. Tanto es así que trata de apropiarse de alguna para dar vueltas en ella y pasar el rato junto a su familia.

Pero Mohamamd Fahnmi decidió darle una especialmente para ella, la cual se ajustara a sus medidas, tal y como lo vemos en la foto.

Tofu tiene heterocromía, ojos de diferente color.

Es curioso que esta hermosa minina se adaptara a su alfombra, ha funcionado que al tener su propia alfombra acompañe a su familiar de manera más tranquila, luego que entendiera que es un espacio para ella solamente.

Antes de tener la alfombra le gustaba rodar sobre los pies la familia mientras oraban.

Esto le llevó varios días entenderlo, darse cuenta que al momento en que sus amos se reúnen a rezar ella está incluida.Lo importante que nos muestra Tofu es que reunirse en familia es alegría, ese momento en el que puede compartir con todos se convierte en parte de ellos.

Estar en casa abre un mundo de posibilidades para estar para la familia y esta hermosa gatita nos ha demostrado que con tan solo tener una pequeña alfombra puede estar con sus amos rezando. Anímate así como tofu a estar en casa, comparte este relato como una forma de estar cerca de otros, en familia.

¿Te gustó?
Más noticias sobre:

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!