Una mujer es sorprendida por un curioso oso que quería tomar el control de su auto

¿Qué harías si ves a un oso negro acercándose a ti? Lo más probable es que te largues a correr, aunque también puedes derretirte de ternura. El punto está en saber si se trata de un animal amistoso o más bien peligroso. Pero, cómo saberlo.

Estas sensaciones encontradas tuvo una mujer en Rhode Island, al este de Estados Unidos, cuando desde su automóvil vio como un oso negro comenzaba a caminar hacia su dirección.

Y sí…se llevó el susto de su vida, pero afortunadamente logró actuar a tiempo y salvarse.

El hecho ocurrió en Narragansett, muy cerca de Camp Varnum, una instalación de entrenamiento de la Guardia Nacional del Ejército.

La mujer se encontraba de paseo por esa zona boscosa, en la que este oso negro vivía. Cuando su auto estacionó el animal se sintió atraído y se acercó, pero fue más allá: intentó ingresar.

El animal no sólo llegó hasta el auto sino que también intentó abrir la puerta del acompañante pero la protagonista de esta historia consiguió evitarlo y encerrarse en su auto rápidamente.

Durante toda esta secuencia, no se olvidó de hacer un registro fotográfico para luego compartirlo; aunque en ese momento no sabía si se trataba de un oso «demasiado cariñoso y amistoso» o más bien un peligro para su integridad física.

Lo cierto es que las imágenes que se viralizaron en Internet muestran al oso negro de pie con las manos en la ventanilla del lado del pasajero, como si fuera un gran amigo.

Las autoridades de la zona no tienen muy en claro si el animal tenía curiosidad o si en realidad buscaba comida. Afortunadamente no tuvo contacto con la mujer y no representó un peligro para ella aunque sí un buen susto.

El servicio de control de animales de Narragansett envió un comunicado en las redes sociales donde pide a los lugareños y turistas que, en caso de verse en una situación similar, corran lo más rápido posible para resguardarse ya que los osos son corredores muy rápidos.

Estas fotos fueron tomadas esta tarde en un patio cerca de Camp Varnum. La persona que llamó está a salvo. Afortunadamente, ella pudo resguardarse en su vehículo después de que el oso abriera la puerta del auto y ella tuviera que luchar desde adentro para cerrarla. Los osos negros pueden correr tan rápido como alrededor de 30 mph. Sí, es «genial», pero es un oso, un animal salvaje. ¡Si se avistó, asegúrense lo más rápido posible!», escribieron en Facebook.

El Departamento de Pesca y Vida Silvestre de Rhode Island explicó a los medios locales que cada vez es más habitual ver a estos osos negros cerca de las personas ya que «tienen un excelente sentido del olfato y pueden sentirse atraídos por comedores de aves, basureros u otras fuentes de alimentos».

Comparte esta nota con tus amistades para que tengan cuidado si andan por la zona pero también para encariñarse con las hermosas fotos del oso negro, muy amistoso.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!