Un zorro se acerca a un hombre en un bar intentando pedirle un poco de cariño

El zorro con el paso del tiempo ha logrado calar el corazón de las personas, cada vez, son menos vistos como animales salvajes y poco a poco su popularidad aumenta.

A lo largo de la historia, los humanos se han relacionado con los zorros, puestos que son animales que viven en casi todos los continentes.

Han aparecido como personajes ficticios y se destacan por su ingeniosa forma de obtener lo que quieren.

Zorro se acerca a un hombre en un bar y se sienta sobre su regazo llamando su atención.

zorro

Su expansión en las poblaciones humanas han roto los límites entre ellos y las personas, por lo que cada vez es más común encontrarlos en las ciudades.

Se les llama zorros urbanos, y se encuentran en grandes ciudades como Londres o Edimburgo.

En estas ciudades, cada vez es más común que los zorros y las personas convivan, algunos zorros acostumbran a entrar a las propiedades privadas, abrir los contenedores de basura para buscar comida e incluso entrar en las casas para robar alimento.

Así es como los zorros terminan siendo protagonistas de muchas historias que nos hacen perder el miedo natural hacia ellos.

Un ejemplo de ello fue la reciente escena que protagonizó un zorro en un bar.

Es que si bien a la hora de salir no siempre tenemos la idea de toparnos con algún  animalito, mucho menos con un zorro que pida atención, esto fue lo que sucedió en el bar The Star, en Malden Rushett, Londres.

Gary Sines quien es un constructor de 40 años de Chessington, estaba disfrutando de unas bebidas en el bar junto a su pareja, Lindsay Rolfe, cuando de repente un invitado poco común se les unió.

Se trataba de un adorable zorro que tiernamente se acercó al hombre y dulcemente le pedía que lo acariciara.

Si bien los zorros pertenecen a la familia Canidae que incluye tanto a los perros domésticos como a los lobos, los zorros no muy amigables ni viven en grandes grupos, se les considera animales salvajes, por lo que aún no han sido domesticados.

Sin embargo, en Londres, cada vez es más común la presencia de zorros urbanos.

Esto debido a la gran población de ratas y ratones que invaden la ciudad, convirtiéndose en una atracción perfecta para los zorros.

Su presencia es fundamental debido a que ayudan a mantener reducido el número excesivo de roedores. Trevor Williamson, fundador de The Fox Project, comentó al respecto:

“Su rango puede ser más pequeño que el de los zorros rurales, ya que la comida es más abundante en la ciudad y no es necesario extenderse más”.

En Londres los zorros están por todas partes, y los bares no son la excepción, así que cuando Sines y su pareja fueron sorprendidos por el pequeño zorro no pudieron evitar derretirse ante tanta ternura.

El animal se mostró tan dócil y educado que la pareja lo trató como lo harían con cualquier animal doméstico, un perro o gato, por ser los más comunes.

Por fortuna, Lindsay tuvo la gran idea de grabar y registró el increíble momento, estaba tan emocionada que incluso sugirió llevar al zorro a casa con ellos.

Después de todo, en casa los esperaban sus dos hijos que estarían felices de verlos llegar con un zorro.

En clip se puede ver al zorro disfrutando de toda la atención, estaba feliz disfrutando de quienes ya consideraba sus nuevos amigos. Al respecto Gary comentó:

“Fue absolutamente extraño. Para empezar me preocupaba que me mordiera”.

Aunque la pareja estaba completamente sorprendida, fueron muy receptivos con el pequeño zorro que pedía un poco de atención.

No podemos negar que fue una velada poco común con un testigo que los sorprendió y les dio el mejor de los recuerdos.

Esta escena nos recuerda que los zorros urbanos pueden interactuar en un ambiente urbano cuando se les contempla con respeto.