Mueren 12 guardabosques que protegían a los gorilas que se hicieron populares por sus selfies

Hace más de un año, las fotografías de unos gorilas posando de pie junto a sus cuidadores se hicieron virales. En ese momento, muchos cibernáutas quedaron encantados con la astucia de estos animales que parecen haber entendido muy bien lo que significa hacerse una selfie.

Pero no sólo Ndakasi y Matabishi, los gorilas estrellas del Parque Nacional de Virunga, en la República del Congo, se llevaron los créditos en las publicaciones sino los guardabosques que se encargaban de cuidarlos.

Detrás de las divertidas fotografías estaba el amor de un grupo de hombres capaces de arriesgar sus vidas para proteger estas criaturas.

Tristemente, en esta ocasión la noticia que nos lleva de nuevo a este lugar solo puede catalogarse como desgarradora.

La semana pasada, se supo del terrible fallecimiento de 12 guardabosques del parque. Entre ellos estaban los hombres que habían aparecido en las imágenes virales junto a Ndakasi y Matabishi.

El mayor general congoleño Maurice Aguru Mamba ofreció una declaración en las que responsabilizó a las Fuerzas Democráticas para la Liberación de Ruanda (FDLR) de protagonizar el ataque al parque en el que murieron los hombres y otros empleados resultaron lesionados.

Sesenta combatientes de las FDLR realizaron la emboscada que terminó con las dolorosas pérdidas humanas de los guardabosques.

Se sabe que pocas horas antes de la emboscada, el guardabosque Mathieu Shamavu había publicado unas fotografías, posando con sus amigos gorilas a quienes se dedicaba a proteger.

En los últimos años, Mathieu estableció una fuerte conexión con las dos gorilas huérfanas, Ndakasi y Matabishi, y él se encargó de hacerlas famosas con sus divertidas selfies.

Por seguridad, las autoridades no revelaron el estado actual del noble hombre, si forma parte de los lesionados o es uno de los guardabosques fallecido.

Esta situación es realmente lamentable, estas personas formaban parte de La Unidad de Élite contra la Caza Furtiva y los Rastreadores de Combate.

Debido a los peligros que enfrentan en su misión de proteger a estos gorilas, los hombres llevan cierto tipo de armamento para su protección pero de igual modo quedan completamente vulnerables ante tanta maldad.

Los demás trabajadores del parque rindieron un merecido homenaje a los fallecidos y estamos seguros de que todas las criaturas que habitan en el lugar están conmovidas por la tragedia, incluso Ndakasi y Matabishi.

El día de la tragedia, alrededor de 60 combatientes de una ‘unidad especializada’ tendieron una emboscada a un convoy de civiles que estaba siendo protegido por 15 guardabosques.

Además de los fallecidos, otros trabajadores resultaron gravemente lesionados.

Por desgracia, esta no es la primera vez que una situación como esta ocurre en el lugar. Antes de este último suceso, los trabajadores del Parque habían sido atacados en el 2018. Alrededor de 600 empleados laboran en este lugar y pese a todos los peligros deciden proteger a las especies de la zona con sus propias vidas.

Es completamente injusto que estas tragedias sigan sucediendo pero desde la distancia no nos queda más que denunciar y exigir justicia, comparte esta noticia y demuestra tu solidaridad con las familias de estos héroes que han dado su vida.

¿Te gustó?

Te recomendamos

¿Te gustó el vídeo?
¡COMPÁRTELO!